Volkswagen

VW da prioridad a la planta de baterías en Valencia frente a Europa del Este

La multinacional alemana aparca por "razones comerciales" nuevos emplazamientos y se centra en las gigafactorías de Salztgitter y Sagunt por el insuficiente avance en las ventas de eléctricos

Recreación de la gigafactoría de Sagunt con el terreno reservado para su ampliación.

Recreación de la gigafactoría de Sagunt con el terreno reservado para su ampliación. / Daniel Tortajada

Ramón Ferrando

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Volkswagen ha decidido centrarse en la producción de baterías para el coche eléctrico en Alemania y Sagunt frente a la construcción de una nueva gigafactoría en Europa del Este. La multinacional ha aparcado de momento por «razones comerciales» la elección de nuevos emplazamientos en el continente. La idea inicial de la compañía era contar en Europa en el año 2030 con seis gigafactorías con una capacidad de producción de 40 gigavatios hora (GWh), pero ya está trabajando con la posibilidad de ampliar plantas como la de Sagunt (donde la inversión puede pasar de 3.000 millones a 4.500 millones) y ha puesto en pausa otras ubicaciones.

El grupo automovilístico acaba de anunciar que sus ventas de coches eléctricos se han disparado en los tres primeros trimestres del año en comparación con 2022 (algo que se repetirá año a año), aunque el despegue de la electromovilidad no está siendo tan rápido como había previsto. Ante esta situación, el grupo automovilístico alemán no decidirá por el momento otro emplazamiento para una nueva fábrica de baterías, según acaba de revelar su presidente, Oliver Blume, tras las conversaciones mantenidas la semana pasada con funcionarios del Gobierno checo. "Basándonos en las condiciones del mercado, incluido el lento despegue del mercado de vehículos eléctricos en Europa ... por el momento no hay razones comerciales para decidir sobre más emplazamientos", señaló en un comunicado facilitado por la unidad checa de Volkswagen, Skoda Auto. La localidad que baraja Volkswagen en la República de Chequia para su planta en Europa del Este es Líně.

Candidatos

Además de Chequia, están en la lista de candidatos a la gigafactoría de baterías de Volkswagen en Europa del Este Eslovaquia, Hungría y Polonia. Mientras, el gigagante automovilístico trabaja en la construcción de su primera gigafactoría en la ciudad alemana de Salztgitter (que empezará a producir celdas en 2025) y está a punto de iniciar las obras de la megaplanta de Sagunt (que debe estar lista antes del 31 de diciembre de 2025). La firma tiene en Europa otra planta en Skellefte (Suecia) en colaboración con Nothvolt. La idea inicial era que la planta en Europa del Este estuviera activa en 2027.

Aumento de capacidad

El grupo Volkswagen confirmó en marzo que planea elevar la inversión en la gigafactoría de Sagunt hasta los 4.500 millones para aumentar un 50 % su capacidad de producción. La prioridad de la firma es cubrir sus necesidades en Europa (donde se ha marcado como objetivo producir tres millones de vehículos eléctricos en 2030) y existe la posibilidad de que venda sus celdas a otros fabricantes del sector como la multinacional Ford, que tiene la planta de Almussafes a 63 kilómetros de la gigafactoría de Sagunt. Thomas Schmall, CEO de la división de componentes de VW, reveló los planes de la compañía durante el acto de colocación de la primera piedra de la planta valenciana de baterías, que presidió el rey Felipe VI.

Terreno reservado

La compañía ya tiene el terreno reservado para esa ampliación y en el diseño de la planta se puede observar cómo será el aumento de líneas de producción. En este sentido, estima la inversión de 4.500 millones de euros en el periodo 2023-2026 y años sucesivos en la gigafactoría de baterías de Sagunt. VW y la industria auxiliar ocuparán 200 hectáreas en Parc Sagunt II (el equivalente a 400 campos de fútbol) y el complejo dispondrá, además de la planta de reciclaje, de un centro de formación para trabajadores (conocido como Campus Battery), así como una planta de autoconsumo solar (que generará el 30 % de la energía que necesita la gigafactoría).