Ir a contenido

un problema social

La Generalitat comprará vivienda social con recursos procedentes de subastas

El Govern venderá pisos e inmuebles procedentes de herencias intestadas en un proceso competitivo el 5 de julio

El Periódico

Pere Aragonés, vicepresidente de la Generalitat.

Pere Aragonés, vicepresidente de la Generalitat. / JOAN CORTADELLAS

El vicepresident y 'conseller' de Economia i Hisenda de la Generalitat, Pere Aragonés, ha anunciado este lunes que la Generalitat destinará "inmediatamente" a la compra de vivienda de alquiler social los recursos que se 'obtengan de la venta de 13 viviendas, un parking, un local y un estudio, incluidos los 46 inmuebles procedentes de herencias intestadas que se subastarán el próximo 5 de julio y que no se han podido destinar directamente a vivienda social.  

De acuerdo con la legislación vigente, esto se puede hacer ejerciendo el derecho de tanteo y retracto que tiene la Administración para adquirir viviendas procedentes de ejecuciones hipotecarias de los bancos. Según aseguró Aragonés, la previsión es que, a través de este mecanismo, se puedan rescatar entre 30 y 40 viviendas de la ciudad de Barcelona y de municipios del Área Metropolitana. "Creemos que el cambio es relevante. Y nosotros, que estamos comprometidos con que haya más vivienda pública, preferimos 30 pisos a disposición de la ciudadanía que no 13 viviendas que llevan cerradas desde hace mucho tiempo ", afirmó en una entrevista en "Els Matins" de TV3.  

Inmuebles vacíos

En este sentido, el vicepresidente ha recordado que los inmuebles que subasta la Generalitat están vacíos y no tienen inquilinos, por lo tanto, "la Generalitat no desahucia nadie". "Es necesario que el parque de vivienda pública se amplíe, porque necesitamos más vivienda pública, pero debe ser vivienda en condiciones", añadió.

Aragonés ha repasado el procedimiento que regula las herencias intestadas. De acuerdo con el Decreto 145/2017, de 26 de septiembre, los 46 inmuebles incluidos en esta subasta pública no se han destinado directamente a vivienda social porque no son viviendas, o no están en condiciones, o no disponen de cédula de habitabilidad, o son viviendas que tienen deudas acumuladas que se deben cancelar con el importe de la venta o bien las superficies y gastos de comunidad o de rehabilitación superan los fijados en la legislación y planes de vivienda.

Parque público

El dinero que se obtenga de la subasta se destinarán inmediatamente a financiar la adquisición de viviendas procedentes de ejecuciones hipotecarias en cuanto termine la gestión de las herencias de las que forman parte. Paralelamente, y de acuerdo con el convenio firmado con el Tercer Sector, la Generalitat ya está tramitando la adscripción directa a la Agència de l'Habitatge de Catalunya como vivienda social de un total de 29 fincas urbanas (11 de las cuales están situadas en la ciudad de Barcelona) Estos inmuebles, que también proceden de herencias intestadas, a diferencia de los que ahora subastan, cumplen las condiciones para pasar a formar parte directamente del parque público de alquiler y del fondo de vivienda de alquiler social, sin pasar por un proceso de subasta pública.

 

0 Comentarios
cargando