El precio del oro sufre la peor caída desde 1980 al abaratarse el 9,3% en un día en Nueva York

El desplome acumulado es del 20% desde el máximo histórico de agosto del 2011

La ralentización china y las ventas de bancos centrales provocan la caída del metal refugio

1
Se lee en minutos

El oro se desplomó hoy el 9,3% en el mercado de materias primas deNueva York, su peor caída desde 1980, y cerró en 1.361,1 dólares la onza después de que los decepcionantes datos sobre el crecimiento de China provocasen una caída generalizada en la cotización de las materias primas.

Al cierre de la primera sesión de la semana en la Bolsa Mercantil de Nueva York, los contratos más negociados de oro, los de vencimiento en junio, restaron 140,3 dólares la onza, un caída jamás vista en tres décadas, para terminar a su nivel más bajo desde febrero del 2011.

Así, el metal precioso dio continuidad a las fuertes pérdidas de la semana pasada, cuando se dejó cerca del 5%, de modo que acumula una caída superior al 20% desde que alcanzó el máximo histórico de 1.888,7 dólares en agosto del 2011.

Elpreciode la onza deoro había anotado en las dos últimas sesiones del mercado un desplome del 10% ante laralentización de la economía china, la previsión de nuevas ventas masivas por parte de bancos centrales y el apunte de la Reserva Federal de un giro a su política monetaria a finales de año.

Noticias relacionadas

Por su parte, el precio del barril de crudo Brent, de referencia en Europa, se relajaba hasta los 103,03 dólares, frente a los 100,83 dólares de la apertura, mientras que el petróleo Texas, de referencia en EEUU, el precio bajaba a 88,51 dólares desde los 90,95 dólares del comienzo de la jornada. 

Entre los factores que pesan sobre la cotización de las 'commodities' destaca la desaceleración de dos décimas registrada por el crecimiento de la economía china en el primer trimestre de 2013, así como la previsible venta masiva de oro procedente de las reservas de bancos centrales, como el de Chipre, y el cambio en sus políticas expansivas sugerido por la Fed en las actas de su última reunión.