Ir a contenido

EN MOLINS DE REI

Una oenegé denuncia las condiciones precarias en que se encuentra un centro de menores

Noves Vies afirma que Can Santoi no dispone de agua caliente y un menor tutelado afirma que duerme en el suelo

La fundación que gestiona el centro, Diagrama, solo admite que la caldera no funciona bien

Elisenda Colell

Imágenes del interior del centro de menores de Can Santoi. / EL PERIÓDICO

La oenegé Noves Vies ha denunciado ante el Síndic de Greuges a un centro de emergencia de la Generalitat por no disponer de agua caliente para los residentes en pleno invierno. Uno de los menores ha añadido también a EL PERIÓDICO que tiene que dormir en un colchón en el suelo. La fundación que gestiona el centro, Diagrama, ha admitido "problemas con la caldera", pero ha negado que esté obligando a ningún menor a ducharse con agua helada, y mucho menos a hacerles dormir en el suelo. La Generalitat ha asegurado a este diario que "no consta ninguna queja".

A. B. es un chico gambiano de 17 años. En diciembre cruzó el Mediterráneo y ahora vive en un centro de menores de la Generalitat. Se trata de la casa de colonias Can Santoi, ubicada en el parque natural de Collserlola, dentro del municipio de Molins de Rei. Hace medio año que este recinto se reconvirtió en un centro de acogida de emergencia de la Direcció General d'Atenció a la Infància i l'Adolescència (DGAIA), gestionado por la fundación Diagrama, con sede en Murcia. A.B. llegó allí el 11 de enero. "Desde entonces me ducho con agua fría", explica a EL PERIÓDICO en inglés. "Los chicos que llevan aquí más tiempo dicen están así desde diciembre". Pero esto no es todo. "No hay camas para todos", denuncia. En las imágenes a las que ha tenido acceso este diario se puede observar que en las habitaciones puede haber hasta 10 chicos. Algunos sin cama, con los colchones en el suelo.

"Es inadmisible, estamos en pleno invierno", apunta el abogado y presidente de la fundación Noves Vies, Albert Parés. Ya ha presentado dos quejas ante el Síndic de Greuges. La segunda, el pasado jueves. En el documento, donde adjuntan varias imágenes, piden que "se tomen las medidas necesarias".

Caldera estropeada

"Esto no es verdad", explica un portavoz de la fundación Diagrama. Sí admite que la caldera del centro lleva dos semanas estropeada. "El agua caliente no llegaba a todos los chicos", reconoce, pero asegura que el servicio técnico ha sido avisado. Lo que niega con rotundidad es que los niños se duchen con agua helada. "Hemos hecho dos turnos distintos para que la caldera pueda abastecer a todos". También desmiente "por completo" que haya chicos durmiendo en el suelo. Por su parte, fuentes de la Conselleria d'Afers Socials niegan tener ninguna queja sobre este centro. "En Can Santoi no hemos registrado ningún problema", aseguran fuentes oficiales del 'departament'.

Esta casa de colonias se abrió temporalmente como centro de menores en el 2017. Dejó de serlo durante un tiempo y en agosto del 2018 volvió a acoger menores tutelados. Además, durante los primeros meses se usó como centro de referencia para descongestionar la sala de espera de la Fiscalía de Menores en la Ciutat de la Justícia, donde se amontonaban los chicos inicialmente. Es decir, el Govern lo usó como centro de primera acogida provisional. De este modo, los menores que esperaban las pruebas de la edad entraron a vivir allí, adonde los Mossos se tenían que desplazar para tramitar su identificación. Fue por poco tiempo, pocas semanas, porque los agentes finalmente se negaron a trasladarse hasta el centro, situado a 20 kilómetros de su lugar de trabajo y en medio de la sierra de Collserola.