Ir a contenido

POLÉMICA EN TORNO A UNA INFRAESTRUCTURA VITAL PARA BARCELONA

Fomento alega nuevos pufos en La Sagrera para excusar el retraso de las obras

El Gobierno asegura que las irregularidades de una empresa tienen la culpa de que el proyecto lleve dos años parado

La Generalitat y el ayuntamiento desconocían el caso y acusan al Ejecutivo central de actuar de manera "unilateral"

Carlos Márquez Daniel

Estado actual de las obras de La Sagrera. 

Estado actual de las obras de La Sagrera.  / CARLOS MONTAÑÉS

El secretario de Estado de Infraestructuras, Julio Gómez-Pomar, es un hombre de ademán serio. Quizá por su formación en Harvard, su puesta en escena es rigurosa, plagada de conceptos técnicos. Este martes ha dado cuenta de la reunión del consejo de administración de la sociedad Barcelona Sagrera Alta Velocitat, en la que ha desvelado la razón por la cual los trabajos de La Sagrera llevan dos años prácticamente detenidos. Al parecer, unas irregularidades en una empresa adjudicataria habrían causado el parón. Solo ha detallado que se detectaron en una auditoría a principios del 2014, y que el año pasado se pusieron en manos de la fiscalía. Govern y ayuntamiento le han escuchado con atención, atónitos ante la noticia, solo con la esperanza de salir del encuentro con un calendario bajo el brazo.

El secretario de Estado no ha querido precisar el nombre de la empresa investigada, pero ha aclarado que es un asunto nuevo, que nada tiene que ver con la operación que en el 2014 acabó con nueve detenidos por hinchar presupuestosNo ha descartado que el contrato con la compañía investigada pueda romperse. Otra opción, ha señalado, sería modificar los acuerdos para "regularizar los trabajos dentro de lo que marca la ley". Con posterioridad a aquel escándalo, un juzgado de Alcalá de Henares abrió otra investigación por presunto soborno de la constructora Ferrovial a directivos de Adif durante la construcción del AVE desde Madrid a la frontera francesa.

LAS EMPRESAS, CULPABLES

Lo que la Fiscalía Anticorrupción ya tiene en sus manos es un desajuste entre el "volumen ejecutado y el certificado", esto es, entre lo que se ha hecho y lo que se dice que se ha hecho. Este nuevo pufo, que se habría producido en el entorno de la estación de La Sagrera (Gómez-Pomar no concretó más), habría sido el causante de que los trabajos se detuvieran. Es decir, la culpa de que el proyecto esté en barbecho es de esta empresa adjudicataria.

El diseño de la futura estación, entre todos

En los últimos meses, tanto la Generalitat como el Ayuntamiento de Barcelona han criticado que Adif haya adjudicado el proyecto de arquitectura interior y de instalaciones de la estación de La Sagrera a una empresa que había presentado la oferta económicamente más barata y la que recibió peor puntuación en sus parámetros técnicos. A este respecto, Gómez-Pomar ha comentado que esa adjudicación solo afecta al proyecto de "volumetría" de la estación, y ha garantizado que tanto el Govern como el consistorio podrán participar "en todo lo que tenga que ver con el aspecto de la estación".

Fomento asegura ahora que las obras de la losa sobre la que debe construirse la estación de La Sagrera estarán listas dentro de un año. También, en unas pocas semanas, empezarán las obras del colector de la rambla de Prim, una conducción subterránea de unos 500 metros de la que ya se tenían noticias hace dos años. Así mismo, el representante de Fomento ha avanzado que en breve se licitará la obra de la estación de Sant Andreu Comtal.

​El 'conseller' de Territori i Sostenibilitat, Josep Rull, se ha quejado de las decisiones "unilaterales" del Gobierno y del hecho que hayan estado "dos años desconectados" del tema. "Reclamamos un plan económico y financiero viable". La alcaldesa ha hablado de "situación trágica", de "enorme herida abierta". Ada Colau ha compartido su escepticismo ante las promesas de Fomento, ya que su máxima responsable, la ministra Ana Pastor, se comprometió hace 10 meses "exactamente a lo mismo", esto es, la losa, el colector y la estación de Sant Andreu Comtal.

Sobre las nuevas supuestas corruptelas, tanto Rull como Colau han asegurado desconocer detalles. Ambos han afeado al Gobierno que no les citara desde julio del 2013 y han considerado un logro que a partir de ahora haya una reunión mensual de seguimiento, si esta vez hay algo que seguir.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.