Ir a contenido

INACEPTABLES

El Obispo de Alcalá vuelve a lanzar comentarios homófobos y racistas desde la misa de La 2

Reig Plá hizo hincapié en la "unión amorosa del hombre y la mujer" como única verdad sagrada "por su índole natural" en la última emisión del año de 'El día del señor'

Redacción Yotele

Reig Pla, obispo de Alcalá.

Reig Pla, obispo de Alcalá. / RTVE

Reig Pla vuelve a estar en el centro de la polémica por los comentarios racistas y homófobos que realizó durante la última emisión del año de 'El día del señor', el espacio católico de La 2 de TVE. Aprovecharon la presencia de las cámaras, El obispo de Alcalá volvió a realizar sus habituales comentarios contra las personas del colectivo LGTBI, inmigrantes y métodos anticonceptivos durante su intervención durante misa de la Sagrada Familia celebrada en la parroquia de la Purificación de Nuestra Señora de San Fernando de Henares (Madrid).

"Negar la diferencia sexual y de la importancia de la familia es optar por una sociedad atomizada, de simples individuos", aseguró Reig Pla en su sermón, volviendo a insistir en la "unión amorosa del hombre y la mujer" como única verdad "por su índole natural" al estar esta "orientada a la procreación y educación de los hijos".

El obispo de Alcalá también afirmó que "la sociedad no es simplemente una masa de individuos, sino que nace de la diferencia sexual y la procreación". "La razón es la siguiente: dos individuos no diferenciados sexualmente suman sus dos individualidades según sus deseos. Sin embargo, en la diferencia sexual hay una realidad indisponible más allá de los deseos individuales. La complementariedad sexual que da origen a la socialidad como riqueza de patrimonio de la humanidad y la procreación, que da origen a la sociedad y la enriquece con el don de sus hijos", añadió en su intervención. "De ahí la malicia de la anticoncepción, que reduce la unión conyugal a los simples deseos de los cónyuges".

Reig Pla califica las políticas progresistas como "cultura de la muerte"

Instantes después, Reig Pla criticó las políticas progresistas, calificandolas como "cultura de la muerte": "Desgraciadamente España, después de un largo proceso secularizador que está rompiendo los vínculos con dios, con la tradición católica, con la familia y el propio cuerpo, ofrece en estos momentos un panorama que no garantiza el bien común de la sociedad"

El clérigo no se quedó ahí, ya que también responsabilizó a la ley del aborto como principal culpable del envejecimiento de la sociedad española y avisó "invierno demográfico severo". "Desde la primera ley de despenalización del embarazo, más de dos millones de españoles no han llegado a nacer", aseguró el Obispo, apuntando a esta causa del aumento de las rupturas familiares: "Son ya tres millones los matrimonios desde la primera ley del divorcio".

Por otro lado, haciendo alusión a la violencia machista, Reig Pla también afirmó en un comentario abiertamente xenófobo que esta lacra "no está en el debilitamiento de la familia ni menos todavía en el propiciado multiculturalismo".

Además, el Obispo de Alcalá aseguró que las familias cristianas son "minorías creativas" y "unidades de resistencia" de la cultura de la vida. Esta idea es similar a la que ya lanzó el pasado mes de marzo cuando habló de un "apartheid" contra el cristianismo delante de las cámaras de la televisión pública.

Temas: TVE