Empoderamiento ciudadano

El proyecto de apoyo vecinal ‘A-porta’ llega a Viladecans para reducir la vulnerabilidad energética y el aislamiento

En los próximos diez meses este servicio de atención puerta a puerta se desplegará a 1.200 de viviendas de los barrios de la Montserratina, el Eixample y el Ginestar

Presentación del proyecto A-porta en Viladecans

Presentación del proyecto A-porta en Viladecans / Ayuntamiento de Viladecans

2
Se lee en minutos
El Periódico

El proyecto de empoderamiento vecinal A-porta de la Confederació d’Associacions Veïnals de Catalunya (CONFAVC) se desplegará los próximos 10 meses a 1.200 viviendas de los barrios de la Montserratina, el Eixample y el Ginestar de Viladecans (Baix Llobregat) para empoderar al vecindario que sufre vulnerabilidad energética y para luchar contra la soledad no deseada. Diez vecinos y vecinas del barrio serán los encargados de asesorar y aconsejar a sus vecinos.

Este grupo de trabajo, conocidos como los Picaportes, visitará todos y cada una de los hogares para dar consejos y recursos, para concienciar sobre cómo realizar un consumo de energía responsable, como adecuar los hogares al frío y al calor con soluciones de bajo coste y como entender y reducir las facturas de suministros básicos, haciendo así al vecindario protagonista de su propio consumo. Además, el grupo de Picaportes también informará sobre recursos locales con relación al empleo a los derechos sociales y trabajará pata detectar situaciones de aislamiento o soledad no deseada a cualquier edad y especialmente en el caso de personas mayores. Para evitar desconfianzas las Picaportes (9 de ellas son mujeres) avisarán de sus visitas con carteles que incluyen sus fotos en la portería y en comercios del entorno.

5 años de A-porta

El proyecto ya está implantado en muchos otros barrios de Catalunya desde que comenzó en Ciutat Meridiana en 2016. Desde entonces, el proyecto de acompañamiento puerta a puerta ha sido reconocido con numerosos premios y se ha desplegado en seis municipios: Barcelona, Tarragona, Reus, Santa Coloma de Gramenet, Sabadell y Mataró. A fecha de hoy se calcula que los Picaportes han golpeado la puerta de más de 9.200 hogares de toda Catalunya y se han beneficiado más de 5.000 familias.

El proyecto se ha presentado esta mañana en el barrio de la Montserratina de Viladecans por el alcalde de la ciudad, Carles Ruiz Novella, y el presidente de la CONFAVC, Jordi Giró. También han intervenido dos de las Picaportes del proyecto, Nadia Harbichi y Ariadna Benito. En su intervención, Jordi Giró ha destacado que "A-porta es un proyecto netamente comunitario de empoderamiento vecinal" y ha destacado que "el éxito del proyecto son las personas ‘Picaportes’, son el alma y lo que hacen es muy importante". Por su parte el alcalde de Viladecans, Carles Ruiz Novella, ha puesto en valor el proyecto social de la CONFAVC y ha subrayado que "encaja perfectamente con las líneas de trabajo de la estrategia de futuro de nuestro ayuntamiento". Sobre la segunda la detección de la soledad no deseada, Ruiz Novella ha añadido que "ya habíamos detectado que es el futuro: establecer tejido comunitario y de las personas en los barrios, (...) para combatir la soledad en momentos difíciles, como durante la pandemia y también en momentos de normalidad".

En todo momento, como ya se está haciendo en otros barrios de Catalunya donde se está desarrollando el proyecto, las visitas se hacen siguiendo las medidas de seguridad sanitaria para el covid-19.

Noticias relacionadas

El puerta a puerta en Viladecans se lleva a cabo gracias al Departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias de la Generalitat de Catalunya; al Ayuntamiento de Viladecans y la Fundación "la Caixa", que financian el proyecto. También se hace por la estrecha colaboración y el apoyo de la Federación de Entidades vecinales de Viladecans y de la AV de La Montserratina.

Más noticias de Viladecans en la edición local de EL PERIÓDICO