La policía local de Viladecans (Baix Llobregat) ha iniciado este martes una persecución por la población cuando un individuo se ha dado a la fuga en su coche. Los agentes se habían acercado al conductor, que se encontraba en el interior del vehículo dando muestras de hallarse bajo los efectos de alguna substancia estupefaciente, y han golpeado la ventanilla. Este ha reaccionando poniendo el coche en marcha y huyendo. Así ha arrancado una persecución que ha recorrido una parte considerable de la población.

Persecución en Viladecans con disparos disuasorios al aire de la policía (leer noticia)