01 jun 2020

Ir a contenido

Se hacían llamar "soldados invisibles" del Daesh, seguían los mandatos de la corriente takfirí, la más radical del yihadismo, y planeaban sus atentados escondidos en Bolaños de Calatrava (Ciudad Real). Son cuatro marroquíes, uno de ellos con varios antecedentes de preparación de atentados en su país. La Policía Nacional ha detenido este viernes a los cuatro en una operación antiterrorista desarrollada en la localidad manchega, desarticulando un grupo yihadista en peligroso grado de radicaliación.

La Policía desmonta una célula yihadista en Ciudad Real (leer noticia)