Incendio forestal

El fuego de Ourense no amenaza núcleos urbanos aunque sigue preocupando uno de sus flancos

Epi_rc_es

Impotente, ve cómo el fuego se lo ha arrebatado todo porque las llamas se han quedado demasiado cerca de sus casas. Los hidroaviones tuvieron que volar en pleno centro del pueblo. Todo comenzó ayer a mediodía, se han quemado 600 hectáreas y la autovía ha estado varias horas cortada. En pocos minutos todo se complicó, distintos frentes y la misma sensación para los vecinos de Verín. Los bomberos refrescan hoy fábricas. Miran al fuego de lado, no de frente, como pasaba ayer. Las llamas se cebaban en los plásticos y las maderas de los palés, además de en vehículos, arrasados por completo. Con el paso de las horas, las condiciones han mejorado, solo preocupa un flanco del fuego y no hay amenaza para núcleos urbanos. Ahora tareas de refresco y trabajos técnicos para cercar unas llamas indomables que dejan Verín iluminado por el fuego.