Ir a contenido

Un artículo sobre un grupo de 'strippers' que terminaron en la cárcel por drogar a sus clientes efectivamente da para hacer una película. Pero ‘Estafadoras de Wall Street’ no se queda en la anécdota, sino que le da la vuelta a la premisa para hablar de cosas tan serias como estallido de la crisis económica, de cómo sobrevivir a la hecatombe y de la picaresca a la hora de buscar métodos de supervivencia moralmente discutibles. La directora Lore Scafaria utiliza una fórmula imbatible: desparpajo, insolencia, 'glitter', 'pole-dance', un cóctel adictivo de referencias pop y una espectacular Jennifer Lopez dispuesta a reclamar su corona de reina latina a base de poderío magnético.

'Estafadoras de Wall Street': 'strippers' feministas (leer noticia)