Ir a contenido

Tradicionalmente, en Catalunya y en el resto del Estado, el rey Baltasar, el negro, ha sido representado por personas blancas con la cara pintada. Esta práctica, que internacionalmente se conoce con el nombre de 'blackface', tiene un origen colonialista y racista. Lo denuncia la entidad Casa nostra, casa vostra, que, junto a otras organizaciones, ha puesto en marcha la campaña #BaltasarDeVeritat para pedir a los organizadores de las cabalgatas de toda Catalunya para que dejen de pintar de negro a reyes y pajes, y que sean personas negras las que representen estos papeles. Es por ello que personalidades como Sey Sisters o Neus Ballbè (del Club Super 3) piden en un vídeo el fin de esta práctica racista.

#BaltasarDeVeritat: una campaña para que el rey negro no sea pintado (leer noticia)