21 oct 2020

Ir a contenido

Cuando Jacinda Ardern fue elegida primera ministra de Nueva Zelanda, en octubre del 2017, se convirtió en la mujer más joven en el mundo en liderar un Gobierno. Tenía 37 años. Hoy, tres intensos años más tarde, en los que ha sido madre y ha tenido que lidiar con crisis como la del atentado supremacista de Christchurch o la pandemia del coronavirus, ha sido reelegida con una aplastante victoria en las elecciones generales celebradas este sábado.

Jacinda Ardern arrasa en las elecciones de Nueva Zelanda (leer noticia)