Ir a contenido

Las secuelas de cualquier guerra pueden mostrarse de formas muy distintas. Este interesante pero demasiado educado filme del debutante Emmanuel Courcol está ambientado a principios de los años 20 del siglo pasado, con la primera contienda mundial demasiado fresca en el recuerdo de los protagonistas. Pero no es una película sobre las dificultades de adaptarse a la vida civil de los excombatientes, sino el retrato de uno de ellos que busca liberar sus recuerdos y demonios interiores abandonando Francia para irse a tierras africanas, al Alto Volta. Se impone después un regreso y un reencuentro para encarar otra brecha abierta por el violento conflicto.

'Alto el fuego': Después de la contienda (leer noticia)