Llega con muletas echando bocanadas de dolor. Se fue a por tabaco y cayó por la escalera. Fractura de cadera. «A ver si me han castigado por fumar», suelta. No están los tiempos para abandonar la silla de monologuista con la que lleva triunfando una década. Desde mañana y hasta el domingo, en la sala BARTS.

Enrique San Francisco: "Deberíamos tener 4 piernas, y las mujeres, más tetas" (leer noticia)