Chuchito Valdés tiene el talento, la inspiración y el sabor cubano trenzado en su ADN. Es lo que tiene ser nieto del inmenso Bebo Valdés e hijo del no menos grande Chucho Valdés. El pianista, que hace ocho años visitó por primera y última vez Barcelona con el mítico grupo Irakere, actúa hoy en Luz de Gas, donde estrenará piezas inéditas como la que ha interpretado en exclusiva para EL PERIÓDICO, en la misma sala donde tocará esta noche. El tema en cuestión no tiene nada que ver con su repertorio habitual de latin-jazz. Y su parto es tan reciente, que no ha pensado todavía en el título.

Bebo, Chucho y Chuchito (leer noticia)