Ir a contenido

La Casa Blanca vuelve a ondear la bandera a media asta por la muerte de McCain tras las críticas a Trump