Tras los últimos cuatro años de nacionalismo unilateralista, desconfianza en las instituciones internacionales y rechazo del intervencionismo en el extranjero, la diplomacia de Estados Unidos se prepara para recuperar pronto sus esencias más tradicionales. El nuevo presidente electo, Joe Biden, anunciará esta semana el nombramiento de Anthony Blinken como secretario de Estado, según ha confirmado su campaña. Blinken, de 58 años, es un convencido partidario del multilateralismo, bregado en los pasillos de la diplomacia y con más nombre en las cancillerías extranjeras que entre el gran público estadounidense. También está muy vinculado a Biden desde hace dos décadas, uno de los denominadores comunes del equipo de Gobierno que está conformando el demócrata para tomar las riendas del país el próximo 20 de enero.

Biden recupera el multilateralismo con sus nombramientos en política exterior (leer noticia)