Ir a contenido

Hay momentos que humanizan y destensan el mundo de la política. Uno de ellos, realmente gratificante, ha tenido lugar en el Parlamento de Dinamarca: fue cuando la primera ministra de Dinamarca, Mette Frederiksen, estaba leyendo un informe sobre la adquisición de animales de circo por parte del Estado y no pudo reprimir un ataque de risa que contagió al resto del hemiciclo.

El ataque de risa de la primera ministra danesa en el Parlamento | Vídeo (leer noticia)