21 sep 2020

Ir a contenido

No están siendo nada fáciles estos últimos meses para Miguel Bosé. A la muerte de su madre, Lucía Bosé, por coronavirus, el pasado 23 de marzo, se une la interminable batalla judicial que mantiene con su expareja Nacho Palau por las medidas de filiación relativas a sus cuatro hijos. Además, sus sorprendente y controvertidas declaraciones públicas acerca de la pandemia del covid-19, le han granjeado más de un enemigo que le acusa de "conspirador" y "paranoico".

Miguel Bosé reaparece de compras en el súper (leer noticia)