No, el arroz no engorda ni es un alimento que debamos evitar en nuestra dieta. Todo lo contrario, es una fuente de energía saludable y, además, de poseer propiedades antiinflamatorias, es uno de los alimentos que producen más saciedad, es decir, que nos hará sentir menos hambre durante el día y, por lo tanto, nos hará picar menos entre horas.

Cómo cocinar un arroz con alubias blancas de estrella Michelin (leer noticia)