La campaña llevaba semanas en el cajón, con sus consignas, objetivos y espots listos para disparar en el instante oportuno. Y ese momento acaba de llegar, en forma de buenos resultados epidemiológicos y de vacunación, que llevan tanto al ayuntamiento como a Turismo de Barcelona a vaticinar una recuperación más "rápida" de lo previsto. Alentarán esa remontada con una campaña de promoción internacional -la primera gran acción desde 2016- que comienza ya para el mercado español y se adentrará desde junio en los mercados francés, alemán, inglés e italiano, por su proximidad. En paralelo, el pasado fin de semana ya ha dejado cotas de ocupación del 50 al 70% en algunos hoteles abiertos, aunque estos siguen siendo solo un tercio del total.

Barcelona abre la veda turística con su primera campaña de promoción en cinco años (leer noticia)