09 ago 2020

Ir a contenido

La tromba policial de más de 500 agentes de los Mossos d’Esquadra iba dirigida contra 'Los Manolos', un clan histórico de La Mina (Sant Adrià de Besòs). A las 5.30 horas de la madrugada de este jueves los policías catalanes han irrumpido en 29 domicilios de seis municipios distintos, aunque el corazón de la investigación estaba en La Mina, donde residen los principales responsables de la organización. El balance final del dispositivo ha sido de 26 detenidos entre los que se encuentran los nueve que integran la cabeza de mando, incluidos el líder, su lugarteniente y los cuatro que ocupan el rango inmediatamente inferior, todos residentes en el vecindario de Sant Adrià, un lugar que 'Los Manolos' han gobernado en la sombra desde siempre. Vinculados con subvenciones por la vigilancia de obras municipales o con las plantaciones de marihuana escondidas en domicilios como los de los bloques de la calle Venus, últimamente la situación se había descontrolado, según explican fuentes policiales y vecinales, a causa de la imprevisibilidad de la generación más joven de la familia.

Golpe a un clan histórico de La Mina que había impuesto su ley por el miedo (leer noticia)