Ir a contenido

El 34 % de los conductores afectados por la entrada en vigor el próximo 1 de enero de la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) en el interior de las Rondes de Barcelona asegura que se desplazará en transporte público, mientras que el 27 % afirma que continuará moviéndose en vehículo privado. Estos datos se desprenden de una encuesta del RACC realizada a 400 conductores de vehículos sin distintivo ambiental e incluida en el informe 'Análisis de la capacidad del transporte público en los accesos de Barcelona'.

El RACC alerta que la Zona de Bajas Emisiones de Barcelona podría colapsar el transporte público (leer noticia)