Menaje de cocina

Cómo cortar sandía en 10 segundos con un tenedor

Una persona corta en trocitos una sandía.

Una persona corta en trocitos una sandía. / Marta Jordi

1
Se lee en minutos
Lola Gutiérrez

La sandía es uno de los postres estrella del verano, junto con el melón y el helado. Y llevar una sandía fresquita a la playa es uno de los bocados más ricos, saludables e hidratantes con los que deleitarse en los días de tanto calor.

Pero puede que no tengas un cuchillo con el que cortar la sandía o te resulte engorroso hacerlo, amén de que los cortes te pueden quedar irregulares. Y llevar los trocitos ya partidos es una buena solución, pero se quedarán aguados y reblandecidos si tardas en consumirlos.

Si quieres disfrutar de la sandía recién partida y comerla sin ningún tipo de problemas, estés donde estés, hay un invento que te puede resultar muy útil: el tenedor.

Sin embargo, es un tenedor con truco, puesto que tiene una especie de cortador. Las púas laterales las tiene dispuestas hacia abajo y unidas por una barra que, en realidad, es una hoja cortante.

Noticias relacionadas

Con ella puedes cortar en trozos perfectos la sandía, previamente partida por la mitad con un cuchillo, y darle la vuelta y usar el tenedor de forma normal, pinchando el trozo para degustarlo bien fresquito.

a todos nos suele gustar