Consejos prácticos

Así puedes secar la ropa dentro de casa en invierno sin miedo a la humedad

Ropa tendida en un balcón de una vivienda.

Ropa tendida en un balcón de una vivienda. / Pexels / Dương Nhân

2
Se lee en minutos
Pedro G. Cuesta

El invierno, y sobre todo las tardes, es uno de los momentos preferidos para quedarse en casa calentitos y leer o ver alguna película o serie, debido a que anochece pronto y cuando el sol se va caen en picado las temperaturas.

Es por ello por lo que si te toca hacer la colada y no tienes secadora, tender la ropa en el exterior resulta un tanto complicado entre el frío, el viento y la lluvia, y por eso, en muchas ocasiones, es necesario tender a ropa dentro de casa.

Entre otras cosas, tener humedad en casa puede hacer que aparezcan pececillos de planta, un insecto problemático con el que se puede acabar de forma sencilla

A continuación, mostraremos unos cuantos trucos para aquellos que temen a la humedad por secar la ropa dentro de casa:

  • Es muy importante poner la lavadora a menudo, así tendrás mucho más espacio para tenderla y no se te acumulará.

  • Elige el tendedero adecuado, es mucho mejor uno que puedas colocar en los lugares más cálidos del hogar, cerca de ventanas (para así poder ventilar) y, si es posible, donde le de el sol.

  • Intenta colocar el tendedero cerca de los radiadores porqué así con el calor que estos desprenden, tu ropa se podrás secar antes y será más fácil evitar que huela a humedad.

  • Aunque, evita todo lo que puedas secar la ropa en los radiadores ya que esta podría o bien encoger o volverse más dura.

  • Utiliza perchas para tender la ropa, de esta manera será más rápido y fácil que se seque y, para que se arrugará menos.

  • Trata de quitar el exceso de agua de la ropa, si la prenda se lava a mano es tan sencillo como escurrir la prenda al máximo y si se lava a máquina utilizar el modo centrifugado.

  • Si sacudes la ropa antes de tenderla, no solo evitas exceso de humedad, sino que también evitas las arrugas.

  • Otro truco es abrir la ventana para así poder evitar las humedades.

Noticias relacionadas

Otros trucos

Otros productos que pueden ser de gran utilidad frente a las humedades (que no solo pueden afectar a nuestra ropa, sino también a las paredes e incluso a la salud) son los deshumificadores portátiles, que además se pueden situar en cualquier habitación de la casa. En el mercado hay una gran variedad que realizan una "deshumidificación eficiente y bajo consumo de energía" según se definen la mayoría. Lo ideal es buscar uno que no haga ruido y con un tamaño apto para las características de la habitación en la que se quiera poner.