Biodiversidad

La vaquita marina se resiste a desaparecer

Los ejemplares supervivientes, poco más de una decena, se están reproduciendo, pero la especie sigue en riesgo crítico de extinción

La vaquita marina se resiste a desaparecer

Epi_rc_es

4
Se lee en minutos
Ramón Díaz

Muchos científicos daban como segura la extinción de la vaquita marina, el mamífero marino más amenazado del mundo. Aunque apenas queda algo más de una decena de ejemplares, las vaquillas marinas se resisten a desaparecer. Más aún: una nueva investigación muestra que esos escasísimos supervivientes se están reproduciendo. E incluso parecen haber desarrollado formas de evitar las redes de enmalle, el mayor peligro al que se enfrentan, pues esas artes de pesca las han diezmado hasta hace poco.

Todas las proyecciones realizadas en los últimos años indicaban que la vaquita debería estar ya extinta. Pero el estudio, protagonizado por la Universidad de Saint Andrews, en Escocia, y otras entidades académicas mexicanas y de los Estados Unidos y el Reino Unido y publicado en ‘Endangered Species Research’, abre una puerta a la esperanza.

Pese a que la investigación documenta altos niveles de pesca ilegal dentro del último pequeño bastión de la vaquita marina en México, lo que pone en mayor riesgo la supervivencia de la especie, también deja entrever que los ejemplares sobrevivientes quizá hayan aprendido a zafarse de las redes de enmallé.

"Encontrar alguna vaquita en el área (de estudio) es una sorpresa, dadas las rápidas disminuciones detectadas en censos anteriores. Estos sobrevivientes son el futuro de una especie endémica de México y deben ser protegidas", clama Lorenzo Rojas-Bracho, autor principal de la investigación

Los científicos estiman que se observaron entre 7 y 15 vaquitas en 2019 y entre cinco y 13 en 2021, con crías avistadas en ambas ocasiones. Investigaciones anteriores habían calculado que quedaban menos de 20 ejemplares en 2018, con una disminución de la población de alrededor del 50 por ciento por año.

Objetivo, evitar las redes de enmalle

Con todos estos datos, los expertos daban por sentado que la vaquilla marina no podría escapar de la extinción. "Observar a estos sobrevivientes parece milagroso dado el aumento casi seguro en el número de redes de enmalle, que se sabe que son la única amenaza para la especie", apuntan los investigadores.

Las redes de enmalle han llevado a la vaquita al borde de la extinción. / Flip Nicklin / Minden Pictures

Los pescadores artesanales utilizan las redes de enmalle para capturar camarones y peces, pero también pueden atrapar y ahogar a la vaquita marina.

Los científicos subrayan que la única manera de ayudar a salvar a esta emblemática especie es evitar que se coloquen redes de enmalle en la pequeña área donde se encuentran estas pequeñas marsopas, en la parte alta del golfo de California. Ese es el objetivo.

El informe con el resultado de las investigaciones indica que hasta que los pescadores puedan ganarse la vida sin usar redes de enmalle, la extinción es "inevitable". Apuntan que existen aparejos de pesca alternativos que no enredarían a la vaquita, pero su implementación requiere "inversión, esfuerzo y cumplimientos adicionales". No se observó el uso de ninguno de estos artes de pesca alternativos en estudios recientes.

"Contra todo pronóstico, todavía tenemos una última oportunidad de salvar a la vaquita", resalta Barbara Taylor, coautora del artículo. "Demos una oportunidad a estos animales y podrán sobrevivir", añade.

La investigación utilizó un método establecido llamado ‘obtención de expertos’ para determinar la cantidad de vaquitas marinas individuales vistas en múltiples censos en 2019 y en 2021, que se concentraron en el área de 12 por 24 kilómetros cuadrados donde se han realizado casi todas las detecciones de vaquitas en los últimos años.

Uno animal "muy ingenioso"

El número de individuos vistos puede tomarse como una estimación del tamaño mínimo de la población. "No hay suficiente información disponible para determinar un tamaño de población total más preciso", reconocen los científicos.

Len Thomas, de la Universidad de Saint Andrews, quien realizó la búsqueda de expertos junto con Cormac Booth, señala que en ausencia de datos directos, "la elicitación (traspaso de información) de expertos es la siguiente mejor alternativa para proporcionar cuantificaciones que se utilicen para la toma de decisiones".

Ejemplar de vaquita marina en el golfo de California. / EFE

Los científicos identificaron pistas que sugieren que algunas de las vaquitas pueden haber aprendido a evitar las redes de enmalle: parecían evitarlas durante un esfuerzo en 2017 para y proteger a otros animales en cautiverio. Algunos también tenían cicatrices de encuentros previos con redes de enmalle a los que habían sobrevivido.

"Si matas al 99 por ciento de los animales, el uno por ciento restante probablemente no sea aleatorio. Los modelos no necesariamente tienen en cuenta la inteligencia de las vaquitas, que pueden haber aprendido a escapar de las redes de enmalle", indica Taylor.

"Eso podría ayudar a evitar la extinción de la especie tardará un poco más, pero la vaquita no está lejos de desaparecer, porque las redes de enmalle siguen siendo el medio principal para ganarse la vida en los pueblos cercanos, e incluso proteger la pequeña área donde quedan las vaquitas parece estar más allá de las capacidades de aplicación", detalla la investigadora.

Hasta que los pescadores tengan acceso y capacitación en alternativas a las redes de enmalle, la extinción de las vaquitas está garantizada”, añade.

Noticias relacionadas

"Las vaquitas son muy ingeniosas y si dejamos de matarlas, se recuperarán. México tiene todos los 'ingredientes' para acciones de manejo que eviten que esta especie se extinga y, en el largo plazo, para recuperarse", concluye Rojas-Bracho.

Estudio de referencia: https://www.int-res.com/abstracts/esr/v48/p225-234/