Ir a contenido

TRAS EL ACCIDENTE MORTAL

Los maquinistas se plantan por riesgo "grave e inminente" en la R4

El sindicatio Semaf comunica que los conductores paralizan el servicio entre Manresa y Sant Vicenç de Castellet

Renfe cambia de planes y decide mantener el servicio por carretera mientras dure la investigación

El Periódico

Estación de Manresa.

Estación de Manresa. / ACN / ESTEFANIA ESCOLA

El Sindicato Español de Maquinistas y Ayudantes Ferroviarios (Semaf) ha alertado de un riesgo "grave e inminente" de poderse repetir accidentes de tren a la línea R4, donde el pasado viernes hubo un choque frontal entre dos trenes con el resultado de un muerto y un centenar de heridos.

En una carta dirigida al director de la Agencia Estatal de Seguridad Ferroviaria, Pedro Lekuona; al presidente del Consejo de Administración de Renfe, Isaías Taboas, y al director de Seguridad en la Circulación, Juan Rafael Arroyo, el sindicato ha anunciado que paraliza el servicio entre la estación de Manresa y Sant Vicenç de Castellet. La paralización, añade la carta, se mantendrá "mientras no se analicen y solucionen las deficiencias de las instalaciones de seguridad actuales".

Hay que recordar que Renfe anunció este lunes por la noche que mantiene el servicio alternativo por carretera mientras duren las investigaciones, contradiciendo, así, el anuncio de unas horas antes de Adif, que preveía el restablecimiento del servicio a la R4 y a la R12 a primera hora de este martes.

A través de un comunicado, Renfe señaló que "una vez que se determinen qué medidas deben implementarse en el tramo" se restablecerá el servicio ferroviario en el trayecto