CONFLICTO LABORAL

Zoido da por zanjada la negociación con los examinadores

El ministro de Interior condiciona la subida salarial a una futura mejora para todos los funcionarios

La huelga suma ya más de 86.000 exámenes de conducir aplazados

Autoescuelas catalanas y madrileñas se manifiestan frente al Congreso de los Diputados por la falta de examinadores de la DGT, en julio.

Autoescuelas catalanas y madrileñas se manifiestan frente al Congreso de los Diputados por la falta de examinadores de la DGT, en julio. / DAVID CASTRO

Se lee en minutos

Manuel Vilaseró / Madrid

No hay nada más que negociar. Aunque los examinadores de tráfico persistan en la huelga iniciada el pasado lunes, el Gobierno no se moverá ni un ápice en su negativa a aumentar los salarios, lo que constituye su principal reivindicación. Así de claro lo ha dejado este martes el ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido, durante la rueda de prensa de balance de los accidentes de este verano.

"Hemos hecho todo lo que estaba en nuestras manos. Una subida a los examinadores como cuerpo no puede hacerse sin subir a los demás funcionarios y esto por ahora no es factible. Tenemos que esperar a que mejoren las condiciones económicas para que se pueda subir a todos", ha zanjado Zoido, dejando claro que la prioridad del Gobierno es hoy por hoy "ampliar las plantillas".

Creación de la especialidad

Zoido ha recordado que las negociaciones con el colectivo huelguista han sido "intensas y extensas en el tiempo", ha destacado la "gran labor" del director general de Tráfico, Gregorio Serrano, en esta materia y ha señalado que, entre otras medidas de mejora, se ha creado, por acuerdo del Consejo de Ministros, una especialidad para dar solución a los problemas de escasez de examinadores.

Noticias relacionadas

Zoido ha cifrado en el 71% y en el 70% el seguimiento de la huelga el lunes y el martes, respectivamente, por parte de los examinadores, mientras que estos aseguran que ha sido del 80,59% y del 75,33%. El lunes se suspendieron por la huelga 3.100 pruebas y se realizaron 1.489, en tanto que el martes las suspendidas han sido 3.180 y las realizadas 1.529. Más de 86.000 exámenes aplazados si se suman los afectados por la huelga los pasados meses de junio y julio. Los examinadores seguirán con los paros de lunes a miércoles durante todo el mes de septiembre.

Zoido también ha presentado el balance de los accidentalidad del verano. El periodo vacacional se ha cerrado con 224 muertes, 31 menos que el año pasado (-12%) y lo que es mejor, el mes pasado ha sido el agosto con menos fallecidos en la carreteras de los últimos 57 años, con 'solo' 103. Lejos, muy lejos queda el peor agosto de la historia. El de 1989, en el que 732 personas dejaron su vida en el asfalto.