Sociedad

Detenido el dueño de un bar en Terrassa por explotar a un trabajador sin papeles

La víctima, compatriota de origen marroquí, cobraba entre 700 euros al mes por trabajar, sin contrato, 10 horas al día durante seis días a la semana

Agentes de la Policía Nacional en Terrassa

Agentes de la Policía Nacional en Terrassa

1
Se lee en minutos
EFE

La Policía Nacional detuvo el pasado 25 de julio en Terrassa (Vallès Occidentalna) al propietario de un bar acusado de explotar laboralmente a un compatriota de origen marroquí en situación irregular, al que empleaba sin contrato por una jornada de 10 horas seis días a la semana.

Según ha explicado el cuerpo y han detallado fuentes policiales, el propietario del bar, también marroquí, se aprovechó de que el trabajador se encontraba en situación irregular en España, no tenía arraigo social ni familiar de ningún tipo en nuestro país y contaba con escasa formación académica.

El cuerpo comenzó la investigación, en colaboración con la Inspección de Trabajo de Catalunya, la Seguridad Social y la Policía Municipal de Terrassa, gracias a informaciones anónimas que les avisaron de un bar de la localidad donde había un hombre explotado laboralmente.

Los investigadores llevaron a cabo una inspección en el bar el pasado 14 de julio y pudieron constatar la situación irregular del trabajador, que además carecía de los mínimos derechos, como seguro médico, vacaciones o descanso para comer.

La víctima, muy asustada y preocupada por posibles represalias, manifestó en una entrevista con los investigadores que llevaba tres años trabajando en ese establecimiento con la misma situación laboral, con jornadas de 10 horas diarias seis días a la semana por 700 euros y sin un solo día de vacaciones.

La Policía Nacional ha señalado que el dueño era conocedor de la situación irregular de la víctima cuando le ofreció trabajar en el bar, y que esta estaba prácticamente obligada a aceptar esas condiciones extremas consecuencia de su vulnerabilidad.

Segundo caso en menos de un mes

Noticias relacionadas

Este es el segundo caso en el último mes de explotación laboral en Terrassa. La Policía Nacional detuvo a mediados de julio al dueño de un supermercado que se aprovechó de la situación irregular de un compatriota suyo de origen pakistaní para obligarle a trabajar días y sin contrato.

Lee todas las noticias de Terrassa en EL PERIÓDICO Terrassa