Castellers

Los Minyons de Terrassa retoman la actividad después de dos años

El presidente de los malvas celebra que, a pesar de las restricciones, "la plaza ha estallado como si fuera una gran fiesta"

5 de 7 de los Minyons de Terrassa en su vuelta a las plazas tras un parón de dos años por la pandemia

5 de 7 de los Minyons de Terrassa en su vuelta a las plazas tras un parón de dos años por la pandemia / ACN

2
Se lee en minutos
ACN

Los Minyons de Terrassa (Vallès Occidental) han vuelto este fin de semana a plaza después de casi dos años de parón debido a la pandemia.

La formación malva ha hecho la primera actuación de la temporada en solitario y jugando en casa: en la plaza del Raval de Montserrat y en el marco de la Fiesta de La Nova Atenes. Las restricciones anticovid han condicionado la actuación de los Minyons, ya que sólo permiten que participen un máximo de 160 personas.

Por esta razón, los malvas han optado por hacer castillos de siete. Los castillos más importantes de la jornada han sido un 5 de 7 y un 4 de 7 con el pilar. El presidente de los Minyons, Jaume Maeso, celebró que, a pesar de las restricciones, "con la primera aleta la plaza ha estallado como si fuera una gran fiesta".

Los castillos de la jornada

Los Minyons han vuelto a teñir de color malva la plaza del Raval de Montserrat después de 686 días. El retorno ha emocionado tanto al público limitado, que lo ha visto sentado en sillas y con las mascarillas puestas, como los castellers, que lo han celebrado con abrazos y apretones de manos.

La cuarta edición de la fiesta de La Nova Atenes, que es bienal, ha comenzado con un 3 de 7. El grupo también ha cargado y descargado un 5 de 7, uno de los castillos más importantes de la fiesta. A continuación han hecho un 4 de 7 con el pilar en medio y para terminar los Minyons han hecho dos pilares de 5 y 3 pilares de 4.

El presidente de los Minyons, Jaume Maeso, lamentó que el límite de 160 "no les permitiera hacer estructuras muy complejas". Con todo, no descartó poder hacer castillos "más grandes" de cara a su fiesta, que será el 21 de noviembre.

Valoración muy positiva

También ha criticado la limitación el subjefe de los Minyons, Chistian Llorca, que ha asegurado que para hacer castillos necesitan "todo el grupo". Con todo, reconoció que "es la manera de poder arrancar con los niños" y para poder hacer rodaje con los castellers que tienen menos oportunidades.

Noticias relacionadas

Maeso ha valorado muy positivamente la reanudación de la actividad del grupo malva. A su juicio, este domingo se ha "demostrado" que ellos "tenían ganas de castillos y que Terrassa tenía ganas de Minyons". También se ha mostrado muy satisfecho Llorca, que ha destacado que la jornada ha sido "un momento muy importante" para la formación porque ha podido volver a las plazas después de dos años.

Más noticias de Terrassa en la edición local de EL PERIÓDICO

Temas

Terrassa