Servicios locales

Terrassa prevé presentar una propuesta para municipalizar el comedor escolar antes del fin de mandato

El sindicato UGT reclama que el consistorio acelere los trámites y cumpla el compromiso planteado en 2019

Platos y cubiertos en una mesa de comedor escolar

Platos y cubiertos en una mesa de comedor escolar / ACN

Se lee en minutos
ACN

El Ayuntamiento de Terrassa (Vallès Occidental) prevé presentar una propuesta para municipalizar el servicio de comedor escolar antes de que acabe este mandato. Se trata de una de las propuestas que el ejecutivo local, formado por las formaciones Tot x Terrassa y ERC, plantearon en 2019, poco después de configurar el ejecutivo local una vez celebradas las elecciones municipales.

El objetivo del consistorio es presentar el planteamiento durante los primeros compases de 2023 como muy tarde, una vez se hayan analizado todas las opciones posibles vinculadas al servicio de comedor que se presta en una treintena de centros escolares.

Desde el sindicato UGT, sin embargo, denuncian que el consistorio va tarde con su planteamiento y piden acelerar los trámites para cumplir con el compromiso político.

Nueva licitación

El consistorio tomó la determinación a partir de un primer análisis del servicio, apuntando que la actual concesión del servicio, asignada a la empresa SERHS Food Educa, no "acaba de funcionar", según la concejala de Educación, Teresa Ciurana.

"Hemos hecho una nueva licitación corta de dos años prorrogables que mejore sustancialmente lo que tenemos ahora, y que ya se encuentra en prórroga, todo mientras estudiamos las posibilidades de municipalización y a la espera de si llega el decreto de mediodía de la Generalitat", explica la concejala.

El concurso

Al concurso se han presentado nueve empresas, de las cuales han quedado siete, con el objetivo de que la escogida pueda empezar a trabajar en septiembre mismo.

Esto ocurre mientras ya se ha hecho un informe interno a través de una comisión técnica y política con la participación de representantes de los partidos representados en el consistorio, donde el resultado obtenido desaconseja a día de hoy la municipalización del servicio.

"Sin embargo, nuestra intención es terminar el mandato con una propuesta sobre la municipalización del servicio de comedor escolar", mantiene la concejala. El objetivo es que los pequeños de la treintena de centros de la ciudad dispongan de más de un menú, con productos de proximidad, parte de los cuales ecológicos, y con actividades de mediodía, entre otros.

Crítica a la tardanza

El sindicato UGT ha denunciado el retraso en la presentación del proyecto de municipalización. "La idea era que el 2021 se municipalizara el servicio, pero en enero vieron que la municipalización no salía a cuenta, y nos pusimos en contacto con ellos porque no nos dijeron nada al respecto", señala Noelia Rosales, responsable de comedores escolares de FeSMC-UGT.

La representante sindical asegura que a pesar de dirigirse al consistorio en reiteradas ocasiones, no fue hasta el pasado mes de marzo que los representantes de UGT se pudieron reunir de nuevo con el gobierno local.

"Les mostramos nuestro disgusto porque en 2019 nos dijeron que lo tirarían adelante, y ahora dicen que el pliego ya se ha cerrado", añade Rosales, en referencia a la nueva concesión corta prevista mientras se analiza la viabilidad de la municipalización, por lo que piden celeridad en la implantación del cambio.

Noticias relacionadas

El sindicato planteó una serie de aportaciones, entre las que se encuentra que no se contrataran empresas multiservicios y que se aplicara el convenio de restauración social a todo el personal, entre otros. La concejala Ciurana mantiene que desde 2019 se han mantenido contactos con los representantes del comité de empresa, y que siguen los pasos marcados en su proyecto de análisis del servicio para valorar su municipalización.

Más noticias de Terrassa en la edición local de EL PERIÓDICO