Open de Australia

Nadal sigue su reto en Melbourne y se enfrentará a Shapovalov en cuartos

El tenista balear eliminó al francés Mannarino y se cruzará con el canadiense que dio la sorpresa derrotando a Zverev.

4
Se lee en minutos
Jaume Pujol-Galceran
Jaume Pujol-Galceran

Periodista

ver +

La aventura continúa para Rafael Nadal en Australia. El campeón de 2009 buscará una plaza para las semifinales del torneo después de vencer al francés Adrien Mannarino por 7-6 (14), 6-2 y 6-2. Su rival será el canadiense Dennis Shapovalov que sorprendió al alemán Alexander Zverev (3 mundial) al vencerle por 6-3, 7-6 (5) y 6-3.

“No esperaba estar aquí hace unas semanas”, insistía Nadal después de una victoria que le coloca por 14ª vez en los cuartos de final del torneo desde que debutó, con 18 años, en 2005. Ahora, a los 35, con los problemas que arrastra en su pie izquierdo, que le obligaron a dejar de competir seis meses la pasada temporada, el exnúmero 1 se muestra tan prudente sobre sus opciones al título, como agradecido por “poder jugar y competir”.

Mannarino, 33 años, 69 mundial y zurdo como Nadal, era un rival incómodo pero asequible para una ronda de octavos en un Grand Slam. Nadal le había ganado en dos ocasiones y este domingo lo repitió sin ceder un set, aunque sufriendo en una primera manga que se decidió en un maratoniano ‘tie break’, tras 28 minutos y 30 puntos en juego.

“Un ‘tie break’ de locos”

“Ha sido el ‘tie break’ de locos, uno de los más loco de mi carrera. No me dejaba respirar, lo devolvía todo. Ganarlo ha sido medio partido”, destacaba Nadal que no se lo apuntó hasta el sexto ‘set ball’ y después de que Mannarino desperdiciara uno con 8-7 y otro con 12-11, en unas gradas de la Rod Laver encendidas con el espectáculo de los dos tenistas.

Tras perder esa manga, Mannarino , con algunos problemas en los abdominales, ya no fue el mismo rival y Nadal certificó el partido con 16 ‘aces’, un 88% de puntos con el primer saque y 42 golpes ganadores.

“Una victoria de mucho valor”, valoraba el tenista balear de cara a continuar su reto en Melbourne donde ahora le espera Shapovalov al que ha ganado en tres de las cuatro ocasiones que se han enfrentado. El canadiense le sorprendió en la primera, en el Masters 1.000 de Canadá, donde se dio a conocer, con solo 17 años.

Shapovalov tiene un montón de cosas increíbles. Si juega bien es difícil de parar. Siempre he dicho que lo veía campeón de grand Slam”, reconocía Nadal. Y muy bien jugó ante Zverev, que era el favorito y llegaba al partido habiendo ganado sus tres partidos anteriores sin ceder un set hasta que ayer le arrebató tres de corrido y sus ilusiones en el torneo. “He jugado un partido horrible, el peor de hace tiempo”, admitía Zverev con los ojos enrojecidos, decepcionado por la ocasión perdida.

Camino del título

Nadal ha visto como su parte del cuadro se ha abierto desde que comenzó el torneo tras la deportación de Novak Djokovic, que debía ser su teórico rival en semifinales, y ahora la eliminación de Zverev.

Así y todo el tenista balear evita hablar de sus opciones a ganar el título y el 21 Grand Slam de su carrera. “No se si me siento preparado para ganar el título. Voy dia a día, como siempre. Cuando llegué aquí, supe que no era candidato, pero ahora estoy en una posición mejor que hace 10 días”, recalcaba Nadal.  

Carreño y Badosa, KO

No ha podido acompañar a Nadal en su aventura a cuartos Pablo Carreño que cayó eliminado por Mateo Berrettini (7 mundial) por 7-5, 7-6 (4) y 6-4, en un partido en el que el tenista italiano sumó hasta 28 'aces'. El tenista asturiano, 21 mundial, volvió a quedarse a las puertas de los cuartos como en 2018 y 2019.

Tampoco superó los octavos de final Paula Badosa que sufrió un duro correctivo a manos de la estadounidense Madison Keys que la venció por 6-3 y 6-1. La tenista catalana estuvo desconocida en la Rod Laver Arena. Nunca pudo frenar el juego potente y agresivo de una rival que, como ella, llegaba a la cita con un título en Adelaida (Badosa lo logró en Sidney) y ocho victorias consecutivas.

Noticias relacionadas

"No estaba al 100 por 100 de energía porque llevaba mucho desgaste. Ella ha sido mucho mejor y tiene más experiencia en estos partidos", se excusaba la tenista catalana, a la que las dobles faltas (19), y los errores (22), le marcaron en los 71 minutos que duró su partido.

TODOS LOS RESULTADOS Y EL PROGRAMA DEL LUNES en la web oficial del Open de Austràlia