SILENCIO ROTO

Nadal responde a las críticas por su confinamiento "especial" en Adelaida

  • El número 2 mundial dice que no necesita "hacer publicidad" por lo que intenta hacer "para ayudar a otros".

  • El tenista argentino Pella dijo que "me daría vergüenza el silencio" del mallorquín sobre el trato a los tenistas en Melbourne.

  • Nadal debutará ante Thiem el dia 29 de enero en una exhibición en Adelaida.

Nadal responde a las críticas por su confinamiento "especial" en Adelaida
Se lee en minutos

No había hablado desde su llegada a Adelaida para preparar el Abierto de Australia, confinado en una burbuja especial con los tres mejores tenistas del mundo. Pero finalmente Rafael Nadal ha decidido explicar las razones de un silencio que ha sido criticado por varios tenistas del circuito.

"Algunas personas necesitan hacer público todo lo que intentan hacer para ayudar a otros, otras lo hacen de manera más privada sin tener que darlo a conocer...Algunos de nosotros no necesitamos hacer publicidad con eso", ha dicho el número 2 mundial al canal ESPN Argentina el lunes, sin citar directamente a Novak Djokovic que, recientemente, manifestó su queja por la situación de los tenistas en Melbourne.

El número 1 mundial y actual campeón del Abierto de Australia, el primer Grand Slam de la temporada que se celebrará del 8 al 21 de febrero, había transmitido hace una semana una lista de propuestas a la Federación Australiana de Tenis (Tennis Australia, TA) para intentar obtener un mejora de las condiciones de confinamiento de los 370 tenistas que están en la burbuja de Melbourne, entre ellos 72 aislados sin salir los 14 días de sus habitaciones al haber estado en contacto con algún positivo de Covid-19 durante los vuelos que los trasladaron a Melbourne.

Crítica de Pella

El tenista argentino Guido Pella había estado muy crítico con la burbuja especial montada en Adelaida para los mejores y, especialmente, con Nadal. "A mí me daría un poco de vergüenza, pero si pueden dormir tranquilos pues ya está. No me ha gustado que Nadal ni Thiem no hayan dicho absolutamente nada", valoraba.

"Entiendo que los mejores tengan un trato especial, pero es duro que estemos aquí sin poder abrir ventanas, solicitando tener cinco minutos de aire fresco, y luego ves a Djokovic salir a un balcón más grande que mi habitación. La gestión de la burbuja de Adelaida ha sido un engaño, no me sorprende ni me molesta nada ya, pero es así,", ha insistido Pella que ya tuvo que pasar un confinamiento en el pasado Abierto de Estados Unidos sin poder jugarlo al final.

Nadal, ha admitido que "en Adelaide las condiciones eran mejores que las de la mayoría de los jugadores en Melbourne". Pero hay jugadores en Melbourne que tienen salas más grandes donde poder practicar actividades físicas, otras más pequeñas y no pueden tener contacto con su entrenador ni con su preparador físico ”, valora el mallorquín. "¿Dónde está la línea?", Pregunta."Es una cuestión ética. Todos tienen su propia opinión y todos son respetables", ha insistido el número 2.

Thiem, primer rival

En su confinamiento en Adelaida Nadal ha podido estar con su grupo de trabajo más cercaco junto a Francis Roig (entrenador), Rafael Maymó (fisioterapeuta), su amigo y tenista Marc López con quien ha entrenado estos días, Carlos Costa (mánager), Benito Pérez Barbadillo (jefe de prensa), además de su padre Sebastián.

Te puede interesar

Nadal jugará su primer partido de la temporada 2021 contra Dominic Thiem en la exhibición de Adelaida que se disputará el 29 de enero en la que también participará Djokovic, Ashleigh Brady, Simona Halep y Serena Williams, Posteriormente Nadal y el resto de tenistas de Adelaida se trasladarán a Melbourne para disputar la ATP Cup que comienza el 2 de febrero.

Badosa, se siente abandonada

Paula Badosa explica que su confinamiento en Australia está siendo una pesadilla. La tenista catalana, número 67 mundial, ha sido la única que ha dado positivo de cov-19 en su estancia en Melbourne y ha sido aislada, junto a su entrenador Javier Martí, en un hotel especial, junto a otros pacientes que llegaron a Australia contagiados.

"He tenido ataques de ansiedad y claustrofobia" ha declarado a el diario Marca para explicar su situación. Badosa se queja de que desde que la trasladaron no le han hecho ningún test y que tampoco han hecho caso a sus peticiones. "Las condiciones en las que estamos aquí que son lamentables, no me las esperaba".

Badosa destaca que no sabe como podrá jugar el Abierto de Australia. "Las condiciones en las que estoy no son las mejores para afrontar un Grand Slam", ha asegurado la tenista, de 23 años, que no saldrá de su confinamiento, al menos, hasta el 5 de febrero, a solo tres días del inicio del torneo en Melbourne.