Ir a contenido

EL ABIERTO DE EEUU DE TENIS

Nadal sabe sufrir para alcanzar los octavos de final

El número 1 debe luchar más de cuatro horas para apartar de su camino al inspirado ruso Khachanov

Joan Carles Armengol

Rafael Nadal.

Rafael Nadal. / AFP / JULIAN FINNEY

El número 1 del tenis mundial sabe sufrir. Eso es indiscutible. Lo demostró de nuevo este viernes al levantar un partido que pintaba muy mal para meterse en los octavos de final del Abierto de EEUU, cuarto y último Grand Slam del año, cuyo título defiende y que ya ha ganado también en otras dos ocasiones. Sufriendo lo indecible, eso sí, Rafael Nadal sacó adelante un partidazo jugado sin piedad ante su compañero de equipo en el Reial Club Tennis Barcelona, el ruso Karen Khachanov por 5-7, 7-5, 7-6 (9-7) y 7-6 (7-3), en cuatro horas y 23 minutos de juego, y podrá seguir aspirando a su 18º grande... si la rodilla derecha se lo permite.

Y es que el jugador mallorquín alarmó a todo el mundo cuando apareció en el segundo set con un visible vendaje protector bajo la rodilla derecha. Una articulación que ya le ha dado problemas en otras ocasiones y de la que este viernes se quejó desde el calentamiento. A ello se añadió el excelente desempeño de Khachanov, que nunca le había ganado un set en sus cuatro derrotas anteriores y que dio todo un recital de golpes ganadores, 'aces' (23) y auténticos cañonazos mientras Nadal se empeñaba en encontrar el antídoto a su juego de bombardero.

Pista cubierta

Khachanov, de 22 años, 26º del ránking mundial y este año cuartofinalista tanto en Roland Garros como en Wimbledon, se apuntó la primera manga en su cuarta bola de set y se puso 2-4 en la segunda, antes de que Nadal -siempre con precaución por su aparentemente maltrecha rodilla- lograra reconducir el duelo una vez que, con 5-5 en el segundo set, se tuviera que cerrar la pista central Arthur Ashe porque la lluvia hizo su aparición en Nueva York. Pese a un inoportuno parón de 12 minutos para sellar el techo, Nadal ganó su saque en blanco y luego rompió por tercera vez consecutiva el servicio de su rival en esa manga para igualar el choque y recuperar poco a poco sus mejores sensaciones.

En la tercera manga, ambos jugadores conservaron su servicio hasta el 6-6, que daba paso a un desempate tan disputado e igualado como todo el resto del partido, que Nadal no solucionó hasta la quinta bola de set que tuvo. La cuarta y última manga comenzó con aparente tranquilidad para Nadal (se adelantó por 3-1), pero Khachanov no se dio nunca por vencido y forzó otro 'tie break', que el español sentenció en su tercera bola de partido. 

Nadal se encontrará en octavos de final con el georgiano Nikoloz Basilashvili, de 26 años y 37º del mundo, que se impuso en su duelo particular al argentino Guido Pella por 6-3, 6-4, 1-6 y 7-6 (7-4). En su único enfrentamente previo, Nadal derrotó al georgiano en los dieciseisavos de final de Roland Garros del 2017 por un contundente 6-0, 6-1 y 6-0.

Favoritos adelante

La victoria de Nadal viene a engrosar la nómina de favoritos que siguen adelante en el Billie Jean King Tennis Center de Nueva York, aunque la mayoría de ellos, es verdad, circulan por la parte opuesta del cuadro. Es el caso de Novak Djokovic, Roger Federer y Marin Cilic. El tenista serbio cedió un set en la madruga del viernes antes de imponerse al local Tennys Sandgren, y ahora se encontrará con el francés Richard Gasquet.

Junto a la victoria de Djokovic, el resto de favoritos de esa parte del cuadro opuesta a la de Nadal pasaron también a la tercera ronda, encabezados por los propios Federer y Cilic, además del alemán Alexander Zverev, el belga David Goffin y el japonés Kei Nishikori.

En el cuadro femenino, el cambio, el hecho de ser cabeza de serie no garantiza nada. Es la primera vez en la era Open en que las dos primeras cabezas de serie se han ido antes de los cuartos de final. La rumana Simona Halep lo hizo de entrada, el primer día y en primera ronda, ante la estonia Kaia Kanepi, y la madrugada del viernes lo hizo la danesa Carolina Wozniacki, otra exnúmero 1, ante la raqueta de la ucraniana Lesia Tsurenko.

Por otra parte, la expectación estaba puesta en el nuevo enfrentamiento entre las hermanas Williams, Venus y Serena, que se han encontrado en el Abierto de EEUU seis veces desde hace 20 años, en los que su duelo particular y familiar contempla un balance de 17 victorias para Serena y 12 para Venus.

Temas: Rafa Nadal

0 Comentarios
cargando