Ir a contenido

Thiem, el tenista marine

Jaume Pujol-Galceran

Thiem celebra la victoria ante Djokovic.

Thiem celebra la victoria ante Djokovic. / AP / CHRISTOPHE ENA

Carreras de 15 kilómetros a medianoche por un bosque, levantamiento de troncos de más de 25 kilos, cruzar descalzo ríos y entrenamientos con ropa mojada. Una preparación de marine más que de tenista. Dominic Thiem (Wienner Neustadt, 1993) se sometió a un duro trabajo físico desde los 17 años cuando su entrenador y mentor, Günter Bresnik, buscó la manera de potenciar sus cualidades. En la pista, su mentalidad y su cualidad técnica ya estaba entre los mejores júnior de la época, siendo finalista de Roland Garros en el 2010. 


Para ponerle a punto se encomendó a Sepp Resnik, un exoficial del Ejército y también un súperatleta, destacado por su participación en los 'ironmans' más exigentes del mundo. «La primera vez que le llevé al bosque me dijo que estaba muy oscuro. Le comenté que había corrido 60.000 kilómetros en este parque y que lo conocía de memoria, que empezara a correr», explicó Resnik en una entrevista a 'Tennis Frontier'.  Resnik contaba que cuando Thiem le gritaba «no puedo más», le decía que no se quejara y siguiera. «Si yo puedo hacerlo con 60 años, tú con 18 puedes hacer tres veces más». Así se construyó su carácter ganador.

"A Dominic solo hay que darle tiempo para crecer. Su familia y las personas que trabajamos junto a él solo lo acompañamos, el resto depende de él y todo está en su interior, en sus raíces. A él solo le importa ganar", asegura Bresniek. Esa personalidad llamó la atención de Ivan Lendl, que le recomendó a Adiidas para que le fichara y, ahora, es una de las caras principales del circuito de la marca alemana.

DEBUT CON MUSTER

Thiem debutó en el circuito en el 2011 con una invitación en el torneo de Viena donde ganó a su compatriota Thomas Muster, exnúmero 1 mundial y campeón de Roland Garros en 1995, también conocido por su capacidad física y al que también entrenó Bresniek.Conocido en el circuito como Dominator, relativiza esa época y dice que no «fueron tan duros».

El tenista austriaco dejó de trabajar con Resnik hace cuatro años, pero su obsesión por el entrenamiento es máxima. A sus 23 años, la pasada campaña fue el jugador que más torneos disputó. Thiem logró 58 victorias (24 derrotas) y ganó cuatro títulos (Buenos Aires, Acapulco, Niza y Stuttgart), tras estrenar su palmarés el año anterior con tres (Niza, Umag y Gastaad).

EXÁMEN EN LA PHILIPPE CHATRIER

Este año ha ganado el torneo de Río de Janeiro y es, junto a Rafael Nadal, el tenista que más victorias lleva sobre tierra (22). Clasificado en el séptimo puesto mundial en una progresión geométrica desde que en el 2014 entró en el top100, su victoria ante Novak Djokovic en París, la primera de seis, le ha colocado en las semifinales de Roland Garros. Este viernes se cruza con el gran 'dictador' de la tierra, nueve veces campeón en París, que le espera en la Phlippe Chatrier para hacerle pasar un examen de doctorado. 

0 Comentarios
cargando