Tecnología

La fibra óptica sirve para escuchar conversaciones remotas

Un dispositivo detecta los cambios de luz que se producen en el cable cuando una persona habla

La fibra óptica sirve para escuchar conversaciones remotas

Epi_rc_es

3
Se lee en minutos
Redacción T21

Los cables de fibra óptica, que se utilizan en la infraestructura de Internet, podrían utilizarse para espiar. Un dispositivo que puede captar pequeños cambios en las señales enviadas a través de los cables, detecta palabras pronunciadas a más de un kilómetro de distancia.

Un dispositivo construido por investigadores de la Universidad Tsinghua de China puede espiar a personas que estén hasta hasta 1 km de distancia de un cable de fibra óptica. El dispositivo detecta los cambios que se producen en la luz cuando alguien habla cerca de una fibra óptica.

En un experimento, los investigadores pronunciaron la frase "son las nueve y cuarto" cerca de un cable de fibra óptica que estaba transmitiendo datos.

Aproximadamente 3 metros de la fibra estaban expuestos al sonido de las palabras, mientras que los restantes 1,1 km de fibra estaban en otra habitación contigua.

Las palabras generaban variaciones de luz que se retransmitían a un dispositivo receptor, que las recibió y podía interpretarlas.

Sin embargo, las palabras recibidas no eran del todo claras al llegar, aunque los científicos consideran que con la ayuda de los métodos informáticos existentes para reconstruir frases, la interpretación de las palabras captadas puede mejorarse.

Situaciones reales

También destacan que el ruido de fondo en el experimento fue significativo, pero añaden que en situaciones reales ese ruido perturbador del sonido será mucho menor y que no influirá demasiado en el sistema de escucha.

Asimismo, reconocen que el sistema necesita un equipo complejo y condiciones estrictas para poder detectar conversaciones distantes, pero que con los medios técnicos y los conocimientos adecuados es posible conseguir resultados satisfactorios.

Una solución que proponen para que la fibra óptica pueda ser utilizada para la escucha de conversaciones del entorno consiste en recubrir el cable para que sea menos susceptible a las vibraciones, por lo que este tipo de interferencia podría evitarse con facilidad.

Consideran asimismo que los recursos que se destinan normalmente a operaciones de espionaje son cuantiosos y que este sistema es relativamente sencillo de implementar para evitar fugas de parte de las conversaciones captadas mediante cables de fibra óptica.

Inteligencia al acecho

Desde el punto de vista de la inteligencia, entendida como la búsqueda de información de seguridad, la fibra óptica es idónea para el espionaje, porque se encuentra casi por todas partes, tanto en edificios públicos como en hogares.

La fibra óptica, que se utiliza para transmitir luz entre dos puntos y es la base de las telecomunicaciones actuales, mejora a los cables eléctricos porque las señales viajan a través de ella con menos pérdida, además de que es inmune a las interferencias electromagnéticas.

Consigue por ello una mayor capacidad (banda ancha) para transmitir información, ya sea a bajo tierra o a través de los océanos.

Corea del Sur y Japón son los países mejor dotados de fibra óptica, ya que tienen más del 80% de las conexiones fijas a Internet de banda ancha basadas en esta tecnología.

En Europa, Suecia y España son los países con mayor densidad de fibra para las telecomunicaciones, ya que esta tecnología soporta el 70 por ciento de sus conexiones de banda ancha.

Enorme potencial

Sorprendentemente, Alemania y el Reino Unido son los países europeos que menos densidad de fibra óptica tienen en el viejo continente, menos del cinco por ciento y del cuatro por ciento, respectivamente.

Francia está por debajo de la media de los 37 países de la OCDE, que es de un 29%, mientras que en Latinoamérica Chile es el país más destacado, con una densidad de fibra óptica del 32,8% de la infraestructura de telecomunicaciones. Estados Unidos está con solo al 16,5% de fibra en sus redes, según datos de la OCDE.

Noticias relacionadas

Eso significa que el potencial de que esta tecnología pueda ser utilizada con fines de espionaje es enorme, particularmente teniendo en cuenta que la fibra óptica, considerada como sensor óptimo, ya se ha pensado que puede ser útil para detectar movimientos sísmicos en el fondo del mar.

Referencia

Indoor optical fiber eavesdropping approach and its avoidance. Haiqing Hao et al. arXiv:2207.05267v1