Tú y yo somos tres

La crítica de Monegal: Furor o control de calidad sexual en Tele 5

Sexo en el interior de Tele 5 (’Deluxe’).

Sexo en el interior de Tele 5 (’Deluxe’).

2
Se lee en minutos
Ferran Monegal
Ferran Monegal

Crítico de televisión

ver +

Gran éxito de audiencia en el ‘Deluxe’ (T-5). Le han hecho un polígrafo sexual a una colaboradora habitual del cotilleo de la casa (Belén Rodríguez). De entrada podía parecer otra de las vulgares martingalas que suelen prepararnos. Pero han tenido un repunte meditable, que escapa a la simple barbacoa genital en la que este imperio televisivo se ha especializado. No me refiero a la pregunta, por ejemplo: «¿Has mantenido relaciones sexuales con cinco presentadores de televisión?».

Confesó que no eran cinco, sino que han sido más, y alguno incluso de TVE. A mí me parece un dato de recorrido analítico escaso. En cambio sí me ha parecido relevante la pregunta «¿Has mantenido relaciones sexuales con al menos un concursante de cada edición de 'Gran Hermano'?». Ella contestó que no, con uno de cada edición no porque desde el año 2000 se han emitido 18 ‘ratomaquias’ y eso es mucha mandanga. Estamos de acuerdo, no hay cuerpo que dé para tanto. Pero advirtió que se acopló con varios, un número importante pero sin determinar.

Noticias relacionadas

¡Ah! Este sí es un tema trascendente. Que los comentaristas del plató, y expertos en cotilleo, practiquen sexo con los ‘ratoncitos’ de la jaula de Guadalix me parece un dato resaltable. Una de las grandes bazas de las ‘ratomaquias’ es cuando las cámaras enfocan las camas y nos enseñan los ‘edredonings’ furtivos entre concursantes. Los jadeos, los éxtasis, los gloriosos resoplidos y sofocos. Todo esto lo enseñan a los papás y a las mamás que invitan al plató. Suelen pasarlo mal. Quedan muy horrorizados. Por eso me parece inédito, estudiable, que el personal fijo, en nómina, de la propia Tele 5 entre también a revolcarse. Cabe la duda si es por una pasión irrefrenable, una atracción puntual, o si se trata de una especie de control de la calidad sexual de los concursantes, y a lo mejor hasta se pasan informes a los despachos principales. Lo único reprochable es que en este caso rompan su norma y lo hagan en secreto y sin cámaras. 

También me ha parecido oportuna la pregunta «¿Has mantenido relaciones sexuales dentro de las instalaciones del Tele 5?». Al parecer los camerinos son un lugar ideal. Las cámaras del ‘Sálvame’ tampoco nos lo enseñan. Deberían documentarse con la picante ‘verité’ de la historia de los antepalcos del Liceu. Salvando las distancias.