Televisión

Tino Dávila, el grancanario que se suicidó tras seis años de relación con José Luis Moreno

  • La detención de José Luis Moreno por presunta estafa y pertenencia a una red de blanqueo de dinero ha despertado una ola de denuncias de artistas

barcelona/aaaaa.jpg

barcelona/aaaaa.jpg

3
Se lee en minutos
Selena Quesada

El grancanario Tino Dávila tenía 31 años cuando murió en 2003. Había sido modelo, actor y presentador de televisión. La mayoría de sus trabajos los desarrolló de la mano de José Luis Moreno, el ventrílocuo productor recientemente detenido, con quien además, el artista canario mantuvo una relación durante seis años. Entre otros trabajos, presentó con Remedios Cervantes galas producidas por Moreno.

La detención de José Luis Moreno por presunta estafa y pertenencia a una red de blanqueo de dinero ha despertado una ola de denuncias de artistas, que le acusan unos de deberle dinero y otros de haberles acosado sexualmente. Entre esas denuncias dos voces han apuntado al suicidio de Tino Dávila y han relacionado al grancanario y su muerte con José Luis Moreno.

Acoso sexual a Joel Angelino

El primero en hacer una referencia al asunto fue el actor cubano Joel Angelino (Fresa y chocolate, 1993), quien durante años ha residido en Tenerife. El artista cubano, con una carrera de más de 25 años en cine, teatro y televisión, contó en el programa de Risto Mejide 'Todo es verdad', de Cuatro, que sufrió acoso sexual, laboral y amenazas por parte de Moreno.

Angelino, que trabajaba en la serie 'A ver si llego', asegura que fue despedido cuando aún la estaban ensayando por negarse a mantener relaciones sexuales con el productor. La serie, emitida en Telecinco, fue retirada de la parrilla en el sexto episodio por falta de audiencia.

En el programa, el actor cubano no solo relató cómo fueron inútiles sus intentos de denunciar lo ocurrido en los medios. Solo se hizo eco la Televisión Canaria. A raíz de aquello, su carrera se vio truncada, tocó fondo y hasta trató de suicidarse arrojándose ante una guagua. Tras narrar este episodio, aseguró que él sobrevivió, pero "hay gente que se ha muerto por José Luis Moreno" y animó a actores y modelos a hablar.

Relación secreta

Días después, la actriz Marta Bergantiño puso nombre en 'Sálvame' a una presunta víctima de José Luis Moreno, el modelo, actor y presentador canario Tino Dávila, quien fue novio suyo y también del productor. La actriz gallega narró en el programa de Jorge Javier Vázquez cómo conoció a Dávila, con quien mantuvo una relación a escondidas cuando ambos trabajaban para José Luis Moreno.

Explicó que Tino "estaba rehabilitándose de una mala vida" y era el "favorito del harén de José Luis Moreno". Bergantiño también contó que José Luis Moreno descubrió su relación porque le puso un detective a Tino Dávila. El detective los pilló y fotografió. José Luis Moreno, al ver las fotos de la relación entre los actores, los despidió a los dos.

Escapada a Gran Canaria

Ya sin trabajo, Marta y Tino se escaparon a Canarias, en concreto a Gran Canaria, donde pasaron "unos días viviendo y durmiendo en la playa y en el monte". Durante aquellos días de mar y amor bajo las estrellas, Tino le confesó que "tenía una relación con José Luis Moreno desde hacía seis años con sus idas y venidas". La actriz reconoció que los dos hombres eran dependientes el uno del otro y que Moreno ayudó al modelo económicamente en su intento de recuperación.

Noticias relacionadas

En cuanto a la muerte de Dávila, Bergantiño reveló que "estaba en tratamiento psiquiátrico" y que "mezclaba los medicamentos con alcohol e incluso con otras sustancias prohibidas". Sin especificar de que sustancia se trataba, la actriz aseguró que "Tino estaba muy enganchado" a esa "droga muy peligrosa" y que la mezcla de esta con medicamentos y alcohol tuvieron consecuencias fatales, que terminaron en una autolisis del modelo, actor y presentador grancanario.

"Estaba fatal, en tratamiento y si lo mezclas con sustancias más prohibidas... saltas por la ventana", manifestó la actriz.