Tú y yo somos tres

La crítica de Monegal: Los jóvenes, poca tele y poco ‘indepes’

Evolución independentista en ’Planta baixa’.

Evolución independentista en ’Planta baixa’.

2
Se lee en minutos
Ferran Monegal
Ferran Monegal

Crítico de televisión

ver +

Acaban de explicarnos en el programa 'Planta baixa' (TV-3), apoyados con una infografía muy bien realizada, que los jóvenes de Catalunya cada vez son menos independentistas. Nos decían: «El apoyo a la independencia se encalla en general, pero sobre todo entre los jóvenes», y nos adjuntaron una gráfica muy significativa: la franja de edad entre 18 y 34 años ha pasado de apoyar la independencia en un 56% en 2017, a un 35% en 2020. O sea que en tres años el interés ‘indepe’ juvenil ha caído 21 puntos. Tenían precisamente en ese instante, en dúplex, a Elsa Artadi, quien a la vista de este estudio decía: «¡Eso son encuestas apocalípticas!». O sea, los datos a veces son incomodísimos. Pero estaba en la mesa de opinadores del programa la periodista Magda Bandera, directora del periódico mensual 'La Marea', y nos aportó otra visión del asunto, mucho más profunda. Nos dijo: «Es que los jóvenes consideran la independencia como otra forma de establishment. Eso de ahora, por ejemplo, eso de ir pasando todos por Waterloo, como si fuera la Casa Blanca, los jóvenes ya no se lo creen». Estoy con Magda Bandera. Más de un 65% de los menores de 35 años de Catalunya ya no comulgan. Se han dado cuenta de que esta religión que la cúpula procesista impulsa es otra forma de clase dominante o poder instituido, que son las definiciones de establishment.

 Esta desafección de los jóvenes por la independencia es directamente proporcional a su cada vez más escaso interés por lo televisivo. Ya hace tiempo que sabemos que los jóvenes pasan de la tele. No la miran. Algún flash de menos de 60 segundos de algún programa, para desternillarse con el móvil, y punto. A pesar de que el año 2020, con la pandemia, todos encerrados en casa, el consumo televisivo subió, ahora que vamos regresando poco a poco a una cierta normalidad, ha caído. Según la central de análisis Barlovento, este pasado junio la tele ha perdido 28 minutos de atención cada día con respecto a junio de 2020. La única franja de edad que todavía se mantiene pegada al cristal del televisor es la de 64 años para arriba. Y no sabemos si el análisis incluye a los que ponen la tele porque les ayuda a dormirse. ¡Ah! La juventud pasa de la tele y del independentismo. O sea que hay que potenciar el Club Super 3 en Sant Joan Despí. Atraer audiencia infantil es el objetivo. Resuciten a PetriKrust. Sería un director de TV-3 magnífico.

Noticias relacionadas