Ir a contenido

21 millones de afectados

La TDT reanuda este jueves su resintonización

En Catalunya, la adaptación de las instalaciones afecta solo a las demarcaciones de Girona, Lleida y Tarragona

El Periódico

Antenas en una ciudad.

Antenas en una ciudad.

El proceso de cambio de frecuencias en la Televisión Digital Terrestre (TDT), derivado del denominado segundo dividendo digital, se reanuda este jueves 14 de noviembre en un total de ocho comunidades autónomas, para la liberalización de la banda de 700 MHz (694-790 MHz) y el despliegue de redes ultrarrápidas 5G.

En concreto, este jueves se unirán a este proceso (iniciado el pasado mes de julio) otros 1.433 municipios de Canarias, Cantabria, Catalunya y Madrid, y algunos municipios de Aragón, Castellón, Castilla-La Mancha y Castilla y León.

De esta forma, con estos nuevos cambios de frecuencia, el segundo dividendo digital ya estará en marcha en 3.846 poblaciones de toda España correspondientes a 15 comunidades autónomas, casi el 50 por ciento del total de municipios.

Emisión simultanea

Según las estimaciones realizadas por la Secretaría de Estado para el Avance Digital, el proceso de liberación del segundo dividendo digital afecta a alrededor de 850.00 edificios y 21 millones de habitantes. Solo en Catalunya, cerca de un millón de catalanes deberán cambiar la frecuencia de su TDT, aunque la adaptación de las instalaciones afectará solo a las demarcaciones de Girona, Lleida y Tarragona. En cambio, en los 311 municipios de Barcelona no habrá cambios, porque ya se hicieron en el primer dividendo digital. 

La excepción son las televisiones locales, también afectadas por el segundo dividendo digital, algunas con cambios en la provincia de Barcelona. La mayoría dejarán de emitir en un canal para pasar a otro, y estos cambios no están subvencionados por el ministerio.

El segundo dividendo digital no implicará la desaparición de canales de televisión, sino que solo se desplazan las frecuencias. Concretamente, en Catalunya, la adaptación afectará a 56.821 edificios, en los cuales residen 986.982 personas. Para facilitar la transición y minimizar el impacto para la ciudadanía, las cadenas emitirán simultáneamente a través de las frecuencias nueva y antigua antes de apagar la vieja. La emisión simultanea durará seis meses en la mayoría de municipios, y tres en otros.

El pasado mes de julio arrancaron los cambios de frecuencia, por lo que hasta el momento 2.413 poblaciones de 11 comunidades (Andalucía, Aragón, Castilla La-Mancha, Castilla-León, Comunidad Valenciana, Extremadura, Galicia, Islas Baleares, La Rioja, Navarra y País Vasco) han podido comenzar con la adaptación de sus instalaciones colectivas.

Para llevar a cabo este proceso, el Plan Técnico Nacional de la Televisión Digital Terrestre, aprobado el pasado 21 de junio por Real Decreto, establece la división del territorio español en 75 áreas geográficas. Así, este 14 de noviembre un total de 43 áreas ya habrán comenzado el proceso y el resto lo harán en el primer trimestre del 2020.

Antes del 30 de junio del 2020

La banda de 700 MHz tiene que estar disponible para las comunicaciones móviles de banda ancha antes del 30 de junio del 2020, pero el cambio de frecuencias no supondrá la pérdida de ningún canal de televisión y los televisores y descodificadores de TDT seguirán siendo válidos.

Así, no todos los edificios de viviendas deben hacer adaptaciones en sus equipos de recepción colectiva de televisión, quedando excluidos, por ejemplo, las viviendas unifamiliares y los edificios comunitarios de menor tamaño.

El Gobierno ha destinado 145 millones de euros en subvenciones para compensar a las comunidades de propietarios que se vean afectadas por los cambios que deberán realizar en las antenas de televisión. Las cuantías de las ayudas oscilan entre los 104,3 euros y 677,95 euros, en función de la infraestructura previamente instalada.

Aunque el plan de subvenciones deja fuera a los canales locales y el segundo múltiplex de ámbito catalán, que ocupa el Grupo Godó y que supone una excepción, porque en el resto de comunidades solo tienen un múltiplex autonómico.