Ir a contenido

TÚ Y YO SOMOS TRES

Pep Guardiola y el dilema 'indepe'

Ferran Monegal

Pep Guardiola entrevistado en Gol TV. / GOL

En un hermoso resort hotelero de Caldes de Malavella, Pep Guardiola ha concedido una larga entrevista a Gol TV. Ha sido una conversación de 90 minutos, estrictamente futbolística, con un estrambote final, breve, dedicado a la política. La parte del fútbol ha sido frondosa. Profunda. Un ignorante como yo ha aprendido mucho. Me ha gustado cuando, partiendo de aquella célebre frase de Cruyff«Si nosotros tener balón, los otros no marcar gol»Guardiola la hecho suya pero matizándola, enriqueciéndola con una advertencia, un plus: «Hay que tener el balón, pero tenerlo con emoción. Si tenemos el balón sin vida, no sirve», y añadió: «En un Manchester-Basilea conseguímos el récord de posesión de balón. Resultado final: perdimos 1-2». O sea, tener un balón triste, sin vida, es una birria.

También ha sido interesante su aviso a los que le consideran un mal entrenador, un nefasto míster. Decía: «Necesito enemigos. Gente que me odie. Para mí es un estímulo. Me ayuda a reivindicarme». ¡Ah! Interesante metabolismo el de Guardiola. Tiene un toque oriental sugestivo. Dicen los grandes maestros del Hapkido que la fuerza bruta es la debilidad del enemigo. Si eres flexible y conoces el arte del Bushido, la fuerza se volverá contra ellos mismos enseguida.

En la parte final de la entrevista, el periodista Aitor Lagunas le invitó a que hablase de política. En concreto, de Catalunya. Se reivindicó  a favor de los presos y del procés, postura bien conocida y que nunca ha escondido. Y sintetizó, como resumen: «No sabemos si Catalunya quiere independizarse. Hay parte que quiere. Hay parte que no quiere. Por lo tanto...». ¡Ah! Es una manera hábil de plantear el asunto. Primero construyamos un gran dilema. Y luego, evidentemente, hay que salir de dudas.


FRANCO NO ESTÁ EN SU TUMBA .– Cristina Pardo (Liarla Pardo, La Sexta) también le asaltó una duda este domingo. Estaba preocupada porque no sabía si acabarían exhumando a Franco, o no, del Valle de los Caídos. Optó por mandar a Luis Troya a la consulta de la vidente Ayala, una pitonisa muy acreditada de Madrid. Dijo: «No va a haber exhumación, porque allí no hay cadáver. Hace tiempo que Franco no está en el Valle de los Caídos. La tumba está vacía. Franco fue convertido en cenizas y están depositadas en un sitio con agua». ¡Ah! Lástima que el gran Iker Jiménez ya esté de vacaciones.