Ir a contenido

COMISIÓN DE CONTROL

'Polònia' y 'APM?', en peligro

El director de TV-3 vuelve a avisar en el Parlament de la dramática situación económica de la CCMA

La menor aportación del Govern, la caída de la publicidad y el polémico pago del IVA llevan a la actual crisis

Saül Gordillo, director de Catalunya Ràdio; Vicent Sanchis, director de TVC, y Brauli Duart, presidente de la CCMA, en la comisión de control en el Parlament. 

Saül Gordillo, director de Catalunya Ràdio; Vicent Sanchis, director de TVC, y Brauli Duart, presidente de la CCMA, en la comisión de control en el Parlament.  / Violeta Guma

Tal como ya anunció en noviembre del 2017, y corroboraron las productoras catalanas en enero del 2018, el director de Televisió de Catalunya, Vicent Sanchis, ha vuelto a dibujar un futuro muy negro para TV-3. En esta ocasión, la tribuna del máximo responsable de la televisión autonómica catalana ha sido el Parlament. En la comisión de control de la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals (CCMA), que se ha celebrado este viernes, 1 de junio, Sanchis ha anunciado la desaparición de la práctica totalidad de producciones externas de TVC, ante el colapso económico que sufre la tele catalana.

 'Preguntes freqüents', 'Polònia', 'El foraster', 'APM?' e incluso el serial de sobremesa 'Com si fos ahir' son algunos de los mejores y más populares programas de TV-3 que no tienen asegurada su presencia en la parrilla de la próxima temporada ante los problemas de liquidez de la cadena, centradas especialmente en el litigio que mantiene con el Ministerio de Hacienda, que le reclama un total de 167 millones de  euros en concepto del pago del IVA atrasado.

La única salida que ha apuntado Sanchis, en su intervención en el Parlament, ha sido la posibilidad de que se habilite una aportación extraordinaria por parte del Govern, y que se está en conversaciones para concretar esa ayuda.

Para corroborar la delicadísima situación por la que pasan la tele y también la radio de la Generalitat, el presidente de la CCMA, Brauli Duart, ha recordado ante la comisión que, en el 2012, la Corporació tenía una aportación del Govern de 334 millones de euros que han pasado ahora a 231 millones, mientras que los ingresos publicitarios han caído en el mismo periodo de 100 millones a 56 millones de euros. Y a esto se debe sumar el controvertido cambio de criterio con respecto al pago del IVA de Hacienda, y que también se ha reclamado a todas las televisiones autonómicas de España (y de hecho a todo el sector cultural).

Ante esta situación, Sanchis ya informó en enero a los trabajadores de TVC que, en el presupuesto del 2018, habría una rebaja de 33 millones de euros más. Y este recorte, aunque gradual, se vería en las parrillas de una forma drástica en el segundo semestre del año.