Ir a contenido

EN LA SEXTA

Évole entrevista al asesino de Santiago Brouard

El periodista intentará reconstruir en 'Salvados' la historia del Grupo Antiterrorista de Liberación (GAL), al que pertenecía la persona que apretó el gatillo aquel día de 1984

Jordi Évole conversa con uno de los asesinos de Santiago Brouard, en Salvados (La Sexta)

Jordi Évole conversa con uno de los asesinos de Santiago Brouard, en Salvados (La Sexta)

 'Salvados' se interna de nuevo en las cloacas del Estado para reconstruir un trágico capítulo de la historia reciente de España: el asesinato en 1984 por parte del GAL de Santiago Brouard, dirigente de Herri Batasuna. Y para conocer cómo funcionaban esos grupos parapoliciales que operaron entre 1983 y 1987 y  que tenían a bien llamarse Grupos Antiterroristas de Liberación (GAL) –«pero era terrorismo de Estado» contra ETA, matiza Évole–, el periodista entrevista a uno de sus asesinos confeso, Rafael López Ocaña.

López Ocaña pasó 12 años en prisión por este crimen. En la entrevista admite los hechos y cuenta con detalle todo el proceso que le llevó a acabar con la vida del dirigente aberzale: cómo le reclutaron, quién le encargó cometer el crimen, cómo prepararon y ejecutaron el atentado y quién financiaba la operación. También narra cómo entró con otro sicario en la consulta pediátrica de Brouard y le dispararon. “No sabía quién era, pero en las guerras esto es así; en la guerra la gente no sabe a quién mata”, justifica.

El Gobierno, responsable

López Ocaña recuerda que en esa época “había un atentado de ETA casi todos los días” y que cuando apareció el GAL “mucha gente lo celebraba y creía que había que hacer algo”. Según su versión, el encargo de atentar contra Brouard vino del comandante de la Guardia Civil Rafael Masa, y asegura que sabía que Julián Sancristóbal, entonces director general de Seguridad, “era quien manejaba el dinero, que venía de los fondos reservados”, por lo que está convencido que “el máximo responsable de la muerte de Brouard es el Gobierno que había en ese momento”.

Asimismo, pesar de asegurar que entonces se sintió orgulloso de pertenecer al GAL, lamenta en la entrevista haber cometido aquel asesinato. Cuando Évole le dice que cuando Brouard fue asesinado tenía 65 años, los mismos que él tiene ahora, confiesa: «Siento asco. Lo que me queda de vida siempre llevaré esa carga. Esa carga no me la va a quitar nadie». Y añade:  “No hay cosa en la vida que lamente más que eso. Pero tienes que apechugar. 

Felipe González y Rafael Vera

En el programa, Évole habla también del asesinato de Brouard con el entonces presidente del Gobierno, Felipe González ,y con el exsecretario general de Seguridad, Rafael Vera, que en 1998 fue condenado por el secuestro de Segundo Marey y por malversación de caudales públicos para la financiación del GAL.