Ir a contenido

"Esto no tiene ninguna gracia"

Buenafuente: "A veces hace falta ponerse un poco serio para poder seguir riendo el resto del tiempo"

El humorista catalán abandona el tono cómico de su habitual monólogo en 'Late Motiv' para críticar la gestión política del conflicto del 1-O

El Periódico / Barcelona

Andreu Buenafuente dedica su monólogo en Late Motiv al conflicto soberanista en Catalunya

Andreu Buenafuente dedica su monólogo en Late Motiv al conflicto soberanista en Catalunya / Enrique Cidoncha (Archivo)

"Esto no tiene ninguna gracia", advirtió Andreu Buenafuente al empezar su monólogo de apertura del programa del miércoles, 20 de septiembre, de 'Late Motiv', programa que dirige y presenta en el canal #0, de la  plataforma de televisión de pago Movistar+. Rompiendo totalmente con su habitual presentación (de pie, ajustándose continuamente la americana y soltando chascarrillos a diestro y siniestro), el cómico catalán se puso serio y compartió con la audiencia una petición para que haya una solución política al conflicto soberanista de Catalunya

"Creo que hemos llegado hasta aquí por no escuchar, por no hablar y por no respetar, por los dos lados", comentó Buenafuente, en referencia al episodio vivido ese mismo miércoles: las 14 detenciones, los registros y las incautaciones de material para el referéndum del próximo 1 de octubre realizadas por la Guardia Civil. "Me niego a pensar que esto no tenga solución, como quieren hacernos ver. Solo hay que poner ganas, quitar fuerza y poner política", afirmó. 

Antes de volver al tono desenfadado y mordaz que caracteriza sus aperturas del 'late show', con el que proseguiría más tarde -ya de pie-, haciendo chistes sobre temas triviales (como ropa de marca japonesas o Amancio Ortega), Buenafuente alabó la intervención de las alcaldesas de Madrid y Barcelona, Manuela Carmena y Ada Colau, en otro programa de humor, concretamente en 'El intermedio' de La Sexta. Ambas pidieron resolver un conflicto de déficit democrático con más democracia.

Cuatro minutos de monólogo, adornado con algún tic chistoso propio de la profesión, que ha finalizado con una reflexión que ha cogido prestada de un amigo: "A veces hace falta ponerse un poco serio para poder seguir riendo el resto del tiempo". 

Sigue a Extra en Facebook

0 Comentarios
cargando