Ir a contenido

LOS OSCAR DE LA TELE

Las plataformas buscan hacer historia en los Emmy

'The Handmaid's Tale', 'Stranger Things' y 'The Crown', entre las nominadas a la mejor serie del año

'Juego de tronos' no entra en lucha por haberse estrenado en julio, y entrará para la próxima edición

Idoya Noain / Nueva York

La actriz Elisabeth Moss, en la serie de la plataforma Hulu The Handmaids Tale.

La actriz Elisabeth Moss, en la serie de la plataforma Hulu The Handmaids Tale.

Los Emmy se saltan este año la parada en Poniente ('Juego de Tronos' se estrenó fuera de plazo) y la 69ª edición de los premios de la Academia de la Televisión de EEUUque se celebra este domingo, 17 de septiembre, puede deparar alguna sorpresa más que de costumbre. De las siete series nominadas a hacerse con el cetro que conquistó los dos últimos años ‘Juego de Tronos’, cinco son nuevas: ‘The Handmaid’s Tale’, ‘Stranger Things’, ‘Westworld’, ‘The Crown’ y ‘This is Us’. Un detalle: de este qunteto, tres son producciones de plataformas por 'streaming'.

En comedia no todo está tan cantado como puede parecer sobre el papel y la competencia en miniseries (y sobre todo en su categoría de interpretación femenina) es más feroz de lo que se recuerda en, al menos, una década.

En realidad, lo que se verá este domingo, en una gala presentada por el cómico Stephen Colbert (también nominado por su ‘late night’), es solo una parte de los Emmy: las 27 categorías de 'prime time'. El pasado fin de semana se entregaron otras 92 estatuillas de los llamados Emmys de artes creativas, galardones de donde las máximas nominadas (‘Westworld’ y ‘Saturday Night Live’, con 22 nominaciones cada una) salieron en la ‘pole position’, con cinco premios cada una, los mismas que logró ‘Stranger Things'.

Nadie descarta un triunfo de 'Stranger Things', la serie de aire ochentero de Netflix que ha hecho las delicias del público, algo más entregado que la crítica. Pero la competencia es feroz, aunque haya dejado fuera producciones como ‘The Leftovers’. Incluye no solo la potencia de HBO (el canal de ‘Westworld’) o la calidad de ‘Better call Saul’, sino también ‘This is us’, la serie de NBC con la que las televisiones en abierto acarician la posibilidad de volver a un olimpo del que llevan desterradas desde que ‘24’ ganó hace 13 años. Y en liza está también, para muchos como favorita, ‘The Handsmaid’s Tale’, la adaptación para la plataforma Hulu de la novela de Margaret Atwood por la que se da por hecho un premio para Elisabeth Moss, en su categoría de interpretación, y que, en la era de Donald Trump, ha cobrado una vigencia aterradora.

Estos son, precisamente, los primeros Emmys con quien fuera estrella de los 'reality show' en el Despacho Oval y, como pasó con los Oscar, se anticipan aires políticos en la gala. Y es algo que ve lógico el propio Colbert, que ha aprovechado la presidencia de Trump para elevar de nuevo su talento y volver a hacerse voz imprescindible en los programas nocturnos de humor. Según ha dicho, los Emmy tratan de celebrar la televisión, “y la mayor estrella televisiva del último año ha sido Donald Trump”.

Está por ver que una gala política anime a los espectadores que la siguen por televisión, que en los dos últimos años habían caído consecutivamente a las audiencias más bajas de los Emmys. Y si los Oscar sirven como precedente, no dejaron buena señal: la ceremonia presentada por Jimmy Kimmel fue la segunda menos vista desde que se empezaron los audímetros.

Actrices de Oscar

Si los espectadores se dejan arrastrar por el poder de las estrellas, no obstante, estos Emmys tienen mucho que ofrecerles. Y en ninguna categoría lo hacen más que en la de actriz de miniserie, donde se miden cuatro actrices con Oscar: Nicole Kidman y Reese Witherspoon por ‘Big Little Lies’ y dos gigantes como Jessica Lange y Susan Sarandon, que dan vida a Joan Crawford y Bette Davis en ‘Feud’. Las dos producciones son favoritas, junto a ‘The Night Of’, en una lucha en la que también entran ‘Fargo’ y ‘Genius’.

Estos pueden ser también unos Emmy de récord. Julia Louis-Dreyfus, que cuenta en su haber con siete de los premios como actriz y dos como productora, es favorita para llevarse el sexto galardón consecutivo por su interpretación en ‘Veep’, la comedia que ya se impuso los dos últimos años y que vuelve a encabezar muchas apuestas. Pero tanto ella como la serie tienen rivales.

Allison Janey, otra intérprete con siete Emmys, compite este año por primera vez en la categoría principal de actriz de comedia por su trabajo en ‘Mom’. Y a ‘Veep’ amenazan seriamente con romperle la racha ‘Atlanta’ y ‘Master of None’. Las dos comedias y sus creadores y protagonistas, Daniel Glover y Azis Anzari, rompen con el dominio caucásico de la industria, algo que también hace ‘Black-ish’.

Aunque la tele tiene problemas de diversidad como los de Hollywood (ni un actor latino nominado en estos Emmy), en esta edición hay algunas señales de esperanza:  ‘Black-ish’, una comedia sin blancos podría recoger el testigo que quedó varado en 1985, cuando lo recibió 'El show de Bill Cosby'. Y también hay un récord de 12 actores negros nominados.