08 ago 2020

Ir a contenido

Género fantástico

10 series en la frontera de la ciencia ficción

La especialista Marina Suchs propone una selección de entre las 50 ficciones que ha desarrollado en su primer libro, 'Guía del seriéfilo galáctico'

Txerra Cirbián

Diez series (casi) fantásticas que no puedes dejar de ver. / MONTSERRAT COMESAÑA

Marina Suchs (Palencia, 1978) es una periodista surgida de la Universidad Complutense madrileña que desarrolla su amor al cine y a las ficciones de televisión en el sitio web especializado ‘Fuera de series’, una afición que ya plasmaba desde noviembre del 2005 en su blog ‘El diario de Mr. MacGuffin, nombre que remite al famoso truco narrativo de Alfred Hitchcock y a su apodo en Twitter, Miss MacGuffin.

Lo que ha ido escribiendo durante estos años lo concentra ahora en su primer libro, ‘Guía del seriéfilo galáctico’, que acaba de publicar en Dolmen, una editorial de libros, revistas y especialmente cómics, con sede en Mallorca. La idea inicial era más amplia y extensa, pero al final optó por concentrarlo en una parcela seriéfila más concreta, “de la que se han publicado menos cosas en castellano”, explica la autora.

Se trata de un texto en el que desarrolla las, para ella, 50 series imprescindibles del género y que su autora ha acotado “en cinco apartados temáticos”, que surfean entre la ciencia ficción, lo fantástico y algunas rarezas más: “Naturalmente, hay series clásicas imprescindibles, como ‘Star Trek’, ‘V’, ‘Babylon 5’ y ‘Doctor Who’, pero también ‘Twin Peaks’ y ‘Fringe’, y hasta animación”, admite.

Esos cinco grandes bloques son “las ‘space opera’ o aventuras espaciales; los viajes en el tiempo; las series futuristas tipo distopías; contactos con extraterrestres y las inclasificables, como ‘Twin Peaks’ o Sense 8’, que quizá no son muy ciencia ficción pero que tienen detalles y que me parecía interesante incluirlas en el libro”.

Suchs se ha prestado al juego de proponer a los lectores de EL PERIÓDICO 10 de esas 50 series ‘galácticas’, cuyos títulos probablemente sorprenderán a los más puristas del género.

1. La dimensión desconocida

Rod Serling, el creador de 'La dimensión desconocida'.

'The twilight zone' fue una producción estadounidense especializada, que tocó los géneros de fantasía, ciencia ficción y terror a lo largo de cinco temporadas, entre los años 1959 y 1964. De un total de 156 episodios, 92 de ellos fueron escritos por el creador de la serie, Rod Serling, que solía hacer las veces de narrador.

"Es la serie más antigua, la que pone los ladrillos de muchas de las producciones que estamos viendo ahora. No es fácil encontrarla ahora en España (quizá en DVD, en EEUU), pero es muy interesante, porque su creador quería hacer metáfora social a través de la ciencia ficción. Y en algunos capítulos, con planteamientos, preguntas y giros finales que son muy originales", explica Suchs.

2. El prisionero

Patrick McGoohan, el protagonista de 'El prisionero'.

Fue una producción británica de ciencia ficción del año 1967, ideada y protagonizada por Patrick McGoohan, un actor irlandés que había rechazado poco antes ser James Bond en Dr. No. En 'El prisionero' encarnaba al Número Seis, un antiguo agente secreto inglés durante la guerra fría que, tras renunciar a ser espía, es secuestrado y retenido en un aislado lugar costero, La Villa, donde las autoridades intentan sonsacarle las razones reales de su dimisión. Solo se rodaron 17 episodios de una única temporada, que no tuvo continuación, Actualmente se considera casi de culto.

Para Suchs, "era una serie genial, muy loca, que se anticipó a su época". Para el espectador, venía a ser aquello de "no te vamos a explicar nada de lo que está pasando aquí, no te vamos a decir ni cómo se llama el protagonista y te vamos a soltar en medio de ese sitio y apáñate como puedas".

3. Buffy, cazavampiros 

Sarah Michelle Gellar, en el centro, interpreta a Buffy en la serie.

Serie juvenil estadounidense, que fue creada por Joss Whedon en 1997, a partir de su propia película homónima de 1992. A lo largo de siete temporadas, hasta el 2003, juega con los clichés del género combinando acción, comedia y terror. Buffy es una animadora que se ve obligada a luchar contra vampiros, demonios y otras criaturas del inframundo, ayudada por un vigilante que la instruye, guía y entrena, y un círculo de amigos que le ayudan.

"En España nos la tomamos a cachondeo, sobre todo la primera temporada -comenta Marina Suchs-, pero lo que está bien de esta serie es que esos monstruos son una metáfora de cómo todos los personajes se están haciendo mayores, desde que están en el instituto y después. Es una serie que ha sido muy influyente en la formación de muchos guionistas y a la hora de crear personajes femeninos". 

4. Lost (Perdidos)

Matthew Fox, en el centro de los actores de la serie 'Perdidos'.

Emitida por la cadena ABC entre el 2004 y el 2010, 'Lost' o 'Perdidos' fue el primer gran éxito de su creador, el guionista, productor y luego director J.J. Abrams. Se trataba de una serie dramática que se abría con un espectacular accidente de aviación, para centrarse luego en las peripecias de los supervivientes en una misteriosa isla llenaba de secretos.

"Yo la incluyo dentro del apartado de viajes en el tiempo", comenta Suchs. "Es muy importante por la influencia que tuvo en cambiar la manera en que vemos las series ahora mismo, en como las comentamos, en que las televisiones en abierto se dieron cuenta de que podían hacer series con un montón de personajes muy distintos y muy variados y que es entretenidísima".

5. Battlestar Galactica 

Tricia Helfer, en el centro del reparto de la serie 'Battlestar Galactica'.

Con este nombre se conoce tanto la serie 'Battlestar Galactica' de 1978, como la miniserie que retoma el título en 2003 y que sirve de episodio piloto de la nueva serie iniciada al año siguiente, en el 2004, y que se prolongó durante cuatro temporadas y 75 episodios, hasta el 2009, y coproducida por empresas estadounidense, británica y canadiense. El título de la ficción corresponde a la nave principal donde se desarrollan las tramas, situadas 40 años después del final de la primera guerra cylon y en el inicio de la segunda, con humanos supervivientes y cylons que les persiguen.

"Esta es una serie que se concibe y se empieza a emitir poco después de los atentados del 11-S en EEUU, y pese a ser una aventura espacial, con unos robots creados por los humanos que luego intentan exterminar a estos y tienen que huir, la idea que subyace en el fondo es mucho más política de lo que parece: es una metáfora de cómo era el mundo después de esa fecha, algo más difícil de encontrar en series más realistas", destaca Marina Suchs.

6. Black Mirror 

Rory Kinnear (centro), en 'El himno nacional', primer episodio de 'Black mirror'.

Emitida en medio de cierta polémica, la miniserie británica 'Black mirror' es tan negra como su título. Hasta ahora, se han grabado ya tres temporadas, con 13 episodios en total, de esta ficción creada por Charlie Brooker en el 2011. 

Para Suchs se trata de una serie "más clásica", con "algunos capítulos que están muy bien y otros menos, que son más evidentes", y que "radiografía muy bien cómo la tecnología puede sacar lo mejor y los peor de nosotros mismos", algo que "no es bueno ni malo, sino que depende de nuestras obsesiones y del uso que acabamos dándole". A ella le gustan aquellos episodios que "están más conectados con la respuesta emocional que esa tecnología provoca en los personajes".

7. Vigilados: Person of interest 

Michael Emerson, Kevin Chapman, Taraji P. Henson y Jim Caviezel, en 'Vigilados'.

Basada en un guion de J. J. Abrams y Jonathan Nolan, nada menos, y protagonizada por Jim Caviezel y Michael Emerson, 'Vigilados: Person of interest' empezó a ser emitida por la CBS en el 2011 y finalizó en el 2016: cinco temporadas y 85 episodios después. Sigue los pasos de un misterioso millonario que vive en Nueva York y ha desarrollado un complejo programa informático que predice la identidad de personas involucradas en un crimen del futuro. Un exmilitar y exagente de la CIA le ayuda a intentar detener esos crímenes.

Para Marina Suchs, se trata de una serie "imprescindible". Integrada por diferentes "casos, con una máquina que va identificando a una serie de personas, refleja la sociedad hipervigilada que tenemos y plantea una serie de preguntas muy interesantes sobre inteligencias artificiales".

8. Orphan Black 

Tatiana Maslany es la protagonista principal de la serie 'Orphan black'.

Es quizá la serie menos vista en España, ya que la producción canadiense 'Orphan black' pertenece a la 'cuadra' de Netflix, que se centra en un grupo de clones, todos mujeres, que intentan escapar de la empresa que las ha ‘fabricado’. Creada por Graeme Manson y John Fawcett, está protagonizada por Tatiana Maslany.

"Además de temas como la importancia de lo innato sobre lo aprendido o de la sociedad y de quienes somos al nacer", explica Suchs, "plantea cuestiones tan interesantes como la propiedad del propio cuerpo, cómo creas tu identidad y las políticas de género, unos temas que, ahora, con Donald Trump en la presidencia de EEUU, parecen más adecuadas que nunca".

9. Steven Universe 

Una imagen de la serie / cartoon network

Son unos dibujos animados estadounidenses, creados en el 2013 por Rebecca Sugar para la cadena Cartoon Network. Llevan 132 episodios en cinco temporadas. "Es una serie de animación que está planteando unas cuestiones muy interesantes sobre identidad de género. El protagonista es un niño que tiene poderes y que convive con unos seres sobrenaturales con formas femeninas. Por debajo de sus aventuras y canciones infantiles, explora temas subyacentes del tipo cómo te identificas tú como persona, que las relaciones personales tienen que estar basadas en el respeto y en el consentimiento", detalla Marina Suchs.

10. The Leftovers 

Justin Theroux y Carrie Coon, en el cartel anunciador de la serie 'The Leftovers'.

Considerada una de las series de culto en la actualidad, odiada y adorada a partes iguales, 'The Leftovers' es una producción creada por Damon Lindelof y Tom Perrotta para el canal HBO, basada en una novela de este último. Partía de un misterioso inicio: la repentina desaparición del 2 % de la población mundial. Con Justin Theroux, Carrie Coon, Liv Tyler, Amy Brenneman y Christopher Eccleston, al frente del reparto, ha tenido tres temporadas y finalizó hace escasas semanas en el episodio 28.

Para Marina Suchs, "es la más reciente y tiene vocación minoritaria; ha ido evolucionando desde el principio, donde todo era muy deprimente y claustrofóbico, hacia algo más original". Y admite que "la gente que entra en ella le gusta mucho, pero quien no lo hace, no la soporta".