Ir a contenido

EL MUNDO DE LAS PRUEBAS DE SELECCIÓN

Quiero ser concursante

Los principales programas de la tele convocan a lo largo del año 'castings' que buscan personas con perfiles a veces muy concretos y diferentes

Inés Álvarez

Los aspirantes a concursar en Masterchef obedecen a la señal de fin de la prueba, en una selección de Madrid.

Los aspirantes a concursar en Masterchef obedecen a la señal de fin de la prueba, en una selección de Madrid.

Barcelona vivió a mediados de junio dos jornadas seguidas de ‘casting’ de dos programas de éxito como son ‘OT’ y ‘Pasapalabra’, que reunieron a unos aspirantes muy diferentes. Así, entre la 1.600 personas que se dieron cita en Montjuïc para revivir el sueño de aquellos inolvidables ‘triunfitos’ predominaba la gente joven y las mujeres, mientras que en las 100 personas que acudieron al Aquàrium para ir a la Supercopa de ‘Pasapalabra’, la media era de 50 años y escaseaban las féminas. ¿Cuáles son los perfiles de la gente que se presenta a los diferentes 'castings'? ¿Se puede decir: dime a qué 'casting' vas y te diré quién eres? ¿Qué buscan esos programas?

En el caso de un ‘reality’ pionero y veterano como ‘Gran hermano’ (T-5), al que cada año se presentan una media de 60.000 personas, el equipo busca el más difícil todavía.“El factor sorpresa es fundamental para mantener a la audiencia fiel año tras año”, reconoce Pepa Álvaro. A veces viene gente que a priori no pega en absoluto en el programa: “Les dices, ¿qué hace un chico como tú en un lugar como este? Pero esos son los que más nos gustan". 

CHRISTIAN MORALES

El departamento de ‘casting’ de ‘First dates’ (Cuatro) hace un año que no para. Reciben 100 solicitudes diarias, algo que, según Yolanda Martín, su directora, es “gratificante”. Se ve que hace falta mucho amor y si de la web de Cuatro y la App sale humo, también funciona el boca a boca. Aquí es donde menos importa el sexo (heterosexual, homosexual, bisexual, transexual, intersexual, asexual…), edad, raza y demás. Al contrario: cuanta más variedad, mejor. La condición es solo una: “Que tengan ganas de enamorarse”, dice. Lo mismo pasa en 'Cámbiame' (T-5): "Buscamos a gente que realmente necesite cambiar", dice Óscar Cornejo, productor ejecutivo de La Fábrica de la Tele.

TALENTOS DIVERSOS

Otro tipo de 'casting' diferente es el que busca un talento concreto. En el caso de ‘Masterchef’ (TVE-1), la selección pretende evitar que el 'león comegamba' sea algo habitual: “Se han presentado 20.000 personas, y en cada temporada el nivel culinario es mayor", asegura Esther González, directora de 'casting' de Shine Iberia y del programa. Todos son grandes aficionados, pero no todos virtuosos:"Para eso está el filtro previo al 'casting' presencial de cuestionarios y vídeos de cocina". Ser un personaje curioso no es tampoco garantía de nada: "La punk o el exseminarista de esta edición, siendo grandes perfiles, se quedaron a las puertas". 

RICARD FADRIQUE

Colas bajo el sol en Montjuïc para hacer las pruebas de selección de 'Operación triunfo'.

Luego están los concursos musicales. Por si fueran pocos, Gestmusic recupera el mítico ‘OT’ (TVE-1). Noemí Galera, que asistió a aquellos 'castings' de hace 15 años, no ve grandes cambios en los de ahora: “Solo que aquellos niños que veían 'OT' ahora ya se pueden presentar. Pero también hay gente de entonces que repite”. Que procedan de otros ‘talents’ "no es un impedimento”. “Solo cuando vienen un poco resabiados, con el guion ya hecho, porque saben lo que esperamos de ellos. Eso nos echa un poco para atrás”, advierte.

LISTOS Y DIVERTIDOS

Abundan también los concursos culturales en los que priman los conocimientos. Dos ejemplos de éxito y bien longevos son ‘Saber y ganar’ (TVE-1) y ‘Pasapalabra’ (T-5). El que presenta Jordi Hurtado, pese a llevar 20 años en antena, recibe unas 250 solicitudes al mes, por correo electrónico y ¡ordinario!: “Con una carta puedes intuir más cosas de su personalidad”, dice Marisa Pérez, de Produccions Quart, que solo intuye el físico por una foto. Quienes se presentan son de mediana edad, aunque hay jóvenes universitarios. “Y tenemos un grupo de jubilados de 74, 79 y 82”, afirma.

En cambio, el 'casting' del concurso del 'rosco' se celebra periódicamente para tener concursantes de reserva. “La media está en los 50 y pico años”, asegura Montse Ramos, de la productora Xanela. Y abunda el género masculino. “Los candidatos tienen una amplia cultura. Aunque hay quien viene por curiosear o porque cree que estará Christian Gálvez”, añade. Para ser elegidos deben superar 'roscos' por escrito y ante la cámara. Al que lo consiguen, le llamarán. A Natalia Sau lo hicieron enseguida.“Les hace falta mujeres”, asegura. 

RTVE

Jordi Hurtado, con algunos de los Magníficos en el concurso 'Saber y ganar'.

No obstante, hay concursos culturales donde prima ser divertido. “Si no, no les seleccionamos", asegura Galera.”Quien se presenta a ‘Ahora caigo’ ya sabe que va a caer por una trampilla, y los de ‘¡Boom!’, que les puede explotar una bomba que les llenará de colorines", añade.Para ‘Ahora caigo’ se mira mucho las condiciones físicas: “No se puede tener problemas de rodilla o espalda, ni llevar clavos, ni estar embarazada...”. Y pasan previamente por la trampilla: “Así saben cuál es la sensación”. A veces, los conocimientos que tienen no son ni mínimos: “Si todos supieran muchísimo, no se abriría la trampilla nunca. Y, además, vienen al pelo para dar pie a Arturo Valls", dice.

DINERO RÁPIDO

Noemí Galera, como veterana en esto de los ‘castings’, no ve mucha diferencia en los aspirantes de ahora a los que se presentaban hace 10 años. “Aunque con la crisis sí había más. Estaban en paro y veían ahí una manera de ganar dinero rápido. Ahora ya no se ve tanto eso de gente que se presenta a varios concursos”, asegura. Asimismo, ganar puede ser un problema si encadenas programas. “Se comprometen a hacerlo", dice Galera. "Pero, a veces, deben abandonar. Les pasó a dos concursantes de ‘¡Boom!', que llevaban ocho meses. Les pusieron muchos problemas en el trabajo”, explica. También en 'Saber y ganar': "Aunque siempre logramos que el jefe, fan del programa, le dé permiso o un compañero le sustituya", indica Pérez.

Las redes han ayudado a publicitar esas pruebas de selección, pero también hay que extremar las precauciones, ya que se han detectado fraudes. Lo advierte Galera: “Nos encontramos varias webs que invitaban a dar datos para ir a 'OT', cuando solo hay que presentarse en el lugar y día indicado”. Los listillos abundan. Y logran sus metas sin pasar por un 'casting'.

Una habitual de los 'castings'

A Natàlia Sau, actriz y crítica de cine y televisión, le gusta desde siempre el mundo de la tele, y esa fascinación le llevó con 17 años a participar en ‘Amor a primera vista’ (TV-3). No encontró pareja, pero, sí vivió una de sus primeras experiencias en ese medio. Ahora ha perdido la cuenta de los ‘castings’ a los que se a presentado, pero podrían llegar al centenar: «Solo de publicidad ya he ido a 50. Y he acudido a un montón para concursos...». Y, con éxito, pues la han llamado de muchos. Ha pasado, entre otros, por ‘La ruleta de la fortuna’ (en Tele 5 y A-3 TV), ‘Pasapalabra (T-5), ‘Ahora caigo’ (A-3TV), ‘Cifras y letras’ y Xifres i lletres’ (La 2), ‘El gran dictat’ y ‘Tot o res’ (TV-3). De algunos se ha llevado premio: «De ‘Ahora caigo’,  16.000 euros; de ‘La ruleta...’, 6.000;  de ‘Saber y ganar’, 1.000 y pico...» Reconoce que, además de tener una amplia cultura («sé un poco de cada cosa»), le ayuda que sabe qué buscan en los ‘castings’: «Que seas simpático, tengas desparpajo, des en cámara y seas más o menos agraciado. Y si te presentas a varios, no debes perder la naturalidad y la frescura». Asimismo, reconoce que para ella la pasta es un gran aliciente, pero no tanto como para presentarse a un ‘reality’.