27 sep 2020

Ir a contenido

ENTREVISTA EUROVISIVA

Salvador Sobral: "Chet Baker me ayudó a encontrar el camino"

El representante de Portugal en Eurovisión, uno de los favoritos en las apuestas, se formó en el Taller de Musics de Barcelona

Su cardiólogo le ha recomendado dejar las actuaciones, pero el artista se niega en rotundo a dejar su actual ritmo de vida

CARLES SAVALLS / KIEV

El cantante Salvador Sobral, representante de Portugal en el Festival de Eurovisión 2017, durante uno de los ensayos en Kiev. 

El cantante Salvador Sobral, representante de Portugal en el Festival de Eurovisión 2017, durante uno de los ensayos en Kiev.  / GLEB GARANICH

Se llama Salvador Sobral, tiene 27 años y es el representante portugués en el Festival de Eurovisión del 2017. El artista, que estuvo a punto de dejar la música, es hoy uno de los grandes favoritos para ganar el certamen, aunque, en una entrevista concedida a EL PERIÓDICO, asegura que no le da ningún tipo de importancia a este hecho. "¡Para nada!".

Mallorca y Barcelona jugaron un papel decisivo en su trayectoria, porque fue ahí donde decidió reengancharse; volver a cantar, a tocar, a componer y a formarse como artista. De hecho, Sobral se mudó a Mallorca para estudiar Psicología con una beca Erasmus.  Estaba "muy enfadado" tras su primera experiencia televisiva. Corría el 2009 cuando saltaba a la fama al participar en la edición portuguesa del 'talent show' 'Idols', donde acabó séptimo. Pero el mundo de la tele se le atragantó. "Yo pensaba que la música era entretenimiento, pero ahí vi que no, la televisión es sensacionalismo y quiere cosas que no tienen nada que ver con la música. Cuando terminó el programa, me sentí un poco frustrado". Así que, lo que deseaba en aquellos momentos, era "alejarme de la televisión".

Pero en la isla le hablan de Chet Bakerel famoso trompetista e intérprete de jazz americano que había fallecido un par de décadas antes. Aquel descubrimiento lo removió todo. "Baker me ayudó a encontrar el camino que realmente quería seguir, un estilo, un sentimiento, ¡vivir la música!". Así que lo que acabó dejando fueron los estudios de Psicología para marchar a Barcelona, donde se matriculó en el Taller de Músics con la intención de dedicarse exclusivamente al mundo de la creación y la interpretación musical.

Se instaló en el Paral·lel, justo delante del Teatre Apolo. La ciudad le enamoró, "porque hay todo tipo de oferta cultural; una gran variedad de personas, de religiones...". Ahí se involucró en varios proyectos musicales y contactó con personas con quienes continúa conservando gran amistad.

PROBLEMAS DE SALUD

En el Taller de Músics, su profesora de Armonía, Laia Vallès, recuerda que Sobral era "una persona muy emocional, muy sensible. Vive la música de una manera extrema y se implica mucho". Tanto, que su médico le recomendó dejarlo porque las emociones fuertes no son buenas para su estado de salud. A la pregunta de si se arrepiente de no haber seguido el consejo de su cardiólogo, Sobral es tajante: "¡No! ¡Para nada! ¡Estoy muy orgulloso de continuar con la música!". Así, sigue adelante amoldándose a la realidad. Eso incluye otros problemas de salud además del cardiaco: justo antes de la final portuguesa, donde fue elegido para ir a Eurovisión, tuvo que ser intervenido de una hernia umbilical.

Su profesor de piano en el Taller, Jaume Gispert, describe al artista como una persona "con muchas ganas de saber; ¡iba a fondo con todo aquello que le apasionaba! ¡Salva es talento puro!". Sobral agradece el comentario y le responde, a través de este diario: "Jaume... ¡No estudio piano...! Me limito a tocar lo que ya sé; debería estudiar más pero ¡soy muy perezoso!", confiesa.

Pero lo cierto es que en la capital catalana no dejó de trabajar. Actuaba en el club del Taller de Músics y junto al productor de origen venezolano Leo Aldrey dieron conciertos y hasta grabaron algún vídeo actuando en plena calle, interpretando 'After you've gone'. Se presentaron al festival Meeting Talents del 2013 y crearon la banda Noko Woi, con la que debutaron en el Sónar del 2014. De hecho, Sobral continúa con ellos, por lo que tiene previsto volver a Barcelona a actuar.

El artista, que habla un perfecto catalán (con acento mallorquín) compuso en Barcelona, junto a Aldrey, la mayoría de las canciones  de su primer disco, 'Excuse me', que grabó en Lisboa y se editó el año pasado. Su estilo y su canción 'Amar pelos dois', que compuso para él su hermana Luísa, han hecho que Salvador esté pisando los talones al italiano Francesco Gabbani, gran favorito para ganar el festival de este año. Este martes, 9 de mayo, su primera reválida: actúa en el noveno lugar de la semifinal. Solo 10 pasan a la final del sábado.