Ir a contenido

LOS OSCAR DE LA TELE

La audiencia de los Emmy toca fondo

La retransmisión de la gala cayó a 11,3 millones de espectadores, 600.000 personas menos que el año pasado

El presentador de la gala, Jimmy Kimmel, posa para la prensa, sentado sobre la alfombra roja de los 68º premios Emmy, aún enrollada.

El presentador de la gala, Jimmy Kimmel, posa para la prensa, sentado sobre la alfombra roja de los 68º premios Emmy, aún enrollada. / MARIO ANZUONI / REUTERS

Pese a la indudable edad de oro que está disfrutando la televisión gracias a la gran calidad y el impacto mediático de las producciones que se están realizando, la gran fiesta de los premios de la pequeña pantalla, la gala de entrega de los Emmy, está de capa caída. La retransmisión televisiva de la ceremonia ha caído este año hasta los 11,3 millones de telespectadores de media, cifra que representa unas 600.000 personas menos que la emisión del año pasado (gala que ofreció la cadena Fox). Es decir, es el dato más bajo registrado en los 68 años de historia de los más altos honores de la industria audiovisual estadounidense

La cadena ABC, televisión propiedad de la compañía Disney, fue la encargada de ofrecer en directo la gala desde el Microsoft Theater de Los Ángeles, una ceremonia de tres horas de duración que estuvo presentada por Jimmy Kimmel. Una de las posibles razones de esta caída en picado de la emisión fue que tuvo que competir en la misma franja horaria que el popular espacio deportivo 'Sunday Night Football', de la cadena NBC, que habitualmente es el programa de televisión líder de audiencia de toda la semana.

Así, el partido entre los Green Bay Packers y los Minnesota Vikings atrajo a cerca de 22,8 millones de telespectadores, según la NBC.

La gala del año pasado también salió perdiendo en su enfrentamiento con la jornada de la liga de fútbol americano (NFL), por lo que seguramente los directivos de la Academia de la Televisión de EEUU volverán a replantearse el día de emisión de la ceremonia, algo que ya pasó en el 2014, cuando se adelantó a finales de agosto.

Además de los Emmy, la más glamorosa emisión de premios de la industria audiovisual, como son los Oscar, también están tocados: la última gala, celebrada el pasado mes de febrero, reunió ante la pequeña pantalla a una media de 34,3 millones de estadounidenses, mientras que la retransmisión de la ceremonia del 2015 captó la atención de 43,7 millones de telespectadores.

Así, los Emmy del 2016 pasarán a la historia por dos datos contrapuestos: la cruz es el naufragio televisivo, y la cara el haber sido la edición en la que 'Juego de tronos' se ha consagrado como la serie más galardonada de la historia de los premios, con 38 estatuillas... Un récord que vio en directo otro récord -negativo- de espectadores.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.